Perdedores de la semana 17 – Temporada NFL 2018

0

Cerró la temporada regular y así se consuman los grandes fracasos de la temporada. Los que se quedaron fuera de playoffs tendrán que replantearse lo hecho y verlos desde el sillón. Te presentamos a los perdedores de la semana 17.

Los Minnesota Vikings. Tuvieron una mejora de QB y empeoró su récord de un año a otro. Como bajas importantes sólo tuvieron las de Case Keenum y Jerrick McKinnon, y por otro lado la contratación bomba de Kirk Cousins en el offseason dándole un dineral 100% garantizado. Pues el resultado fue desastroso, tanto que un equipo mucho más parchado como Philadelphia logró meterse y los Vikings se llevaron el premio al peor fracaso del año.

Los Pittsburgh Steelers. Terminaron dependiendo de los Browns, pero no quedaron fuera porque los Browns no le ganaran a Baltimore, sino por su empate de la semana 1 contra un Cleveland comandado por Tyrod Taylor y por perder patéticamente juegos contra Raiders y Broncos. No creo que corran a Mike Tomlin, pero no estaría de más, porque ha permitido todo el relajo en el vestidor. Esta temporada estaba presupuestado que Pittsburgh llegara lejos y en lugar de eso se quedaron fuera.

Los Arizona Cardinals. Fueron en retroceso, de ganar ocho juegos la temporada anterior ahora sólo ganaron tres, jugando de manera muy pobre. Por lo menos eso les garantizó el primer pick de Draft, pero malas noticias: además de las miserables tres victorias perderán al mejor jugador en su historia, Larry Fitzgerald, quien seguramente anunciará su retiro en los próximos días. También se quedaron sin head coach, ya que corrieron a Steve Wilks después de haberlo contratado hace menos de un año.

Los New Orleans Saints. Llegar apaleados a postemporada por el quarterback suplente de un rival divisional no es la manera de llegar a playoffs. Sí, descansaron a muchos titulares, pero insisto con que la manera de llegar importa mucho.

El OC de los Falcons, Steve Sarkisian. Lo estuvimos anticipando toda la temporada: una ofensiva con tantas armas que en nueve juegos no pudo anotar ni 25 puntos. También se caracterizó por tener muchos problemas para mover el balón en momentos clave, no supo ajustar y se le fue la temporada.

Los Oakland Raiders. Tienen tres primeras rondas en el Draft 2019, pero la mala noticia es que tanto los Bears como los Cowboys tuvieron buenas temporadas, por lo que serán selecciones tardías.

Para empeorar las cosas, el equipo consiguió 13 sacks en toda la campaña y fue el peor de la NFL, mientras que Khalil Mack tuvo 12.5 en la campaña. ¿Más malas noticias? Su WR líder de la campaña fue Jordy Nelson con 739 yardas y 3 TD. Amari Cooper, en nueve juegos con Dallas, consiguió 725 yardas y 6 TD.

Lo único bueno es que Mike Mayock llega al equipo y le dará algo de luz de cara a la siguiente campaña.

El HC de los Broncos, Vance Joseph. Lo acaban de despedir y no, no está “teniendo el momento de su vida”. Fue un fiasco la era Joseph en Denver, ni la defensiva ni la ofensiva lucieron. John Elway tendrá que tener cuidado en escoger al siguiente coach, porque si no funciona, podría ser el último que elija.

El HC de los Jets, Todd Bowles. Otro despedido. En nueve juegos de la temporada no logró llegar a los 20 puntos ni a las 300 yardas totales. No le ganó a ningún equipo con récord positivo en sus tres míseras victorias. Ya se tenía que acabar, por el bien de las dos partes.

El QB de los Dolphins, Ryan Tannehill. Concluyó su sexto año con Miami y en los últimos tres se ha perdido 24 juegos. Terminó la temporada promediando 179 yardas por juego, con actuaciones discretas. Su tiempo en los Dolphins se va a terminar así como el de Adam Gase ya acabó.

Comentarios