Los 10 mejores jugadores en la historia de los Bills

0

Hablar de los mejores jugadores de los Bills en la historia nos lleva forzosamente a revisar los rosters de la década de los noventa. Sin embargo, hay algunos casos que también se han metido a nuestro Top-10 destacando por su capacidad de hacerse de un nombre en una franquicia que tiene más días nublados que de sol. 

Como siempre, espero tus comentarios, observaciones (escribe tu top) y mucho más al respecto.

Mención Honorífica: Darryll Talley – LB

El líder de tackleadas en la historia del equipo (1 137) no logró meterse a nuestro Top. La razón es que su mejor época la consiguió ya cuando estaba armado el equipo que consiguió llegar a cuatro Super Bowls en forma consecutiva. Eso sí, nada le quita a “Spiderman” su magnífico aporte como pilar de ese equipo.

10. Kyle Williams – DE

La única leyenda viviente de este ranking. Kyle Williams soportó estoicamente 11 temporadas sin cambiar de equipo esperando a que se terminara la maldición sin playoffs. Williams consiguió, prácticamente sin ninguna ayuda, llegar a cinco Pro Bowls. Líder nato del equipo y voz de la motivación en el vestidor de los Bills, Williams tuvo su momento cumbre al conseguir una anotación el año pasado enfrentando a los Dolphins.

9. Jack Kemp – QB

Antes de Jim Kelly hubo una era donde el mejor QB en la historia del equipo fue Jack Kemp. Es cierto que no tiene números tan impresionantes como the K-Gun y que no jugó toda su carrera en Buffalo, pero Kemp tuvo los títulos que le faltaron a los Bills de los noventa. 7 Pro Bowls, 2 veces All-Pro, dos veces campeón de la AFL y un AP Player of the Year en 1995.

8. Cornellius Bennet – LB

Parte de uno de los trades más arriesgados en la historia de la NFL y aunque podría parecer que pagaron un precio alto por él, los Bills consiguieron a quien es considerado el mejor linebacker en la historia del equipo. Bennet le costó a los Bills dos selecciones de primera ronda (1988 y 1989) además de un pick de segunda ronda (1989), a cambio, ‘Biscuit’ les entregó nueve años de lealtad, 6 intercepciones, 22 fumbles forzados, 52.5 sacks y 751 tackleadas. No por nada fue elegido 5 veces jugador All-Pro de la NFL.

7. Steve Tasker – WR/ST

Nadie mejor que Tasker en equipos especiales. Si uno buscara la definición perfecta de jugador versátil, la foto de este señor debería estar junto a ella. Tasker fue un todo terreno para los Bills, los que lo enfrentaron aseguraban que pocas personas golpeaban tan fuerte como él a pesar de su tamaño y corpulencia. Corrió, atrapó pases, anotó touchdowns, provocó fumbles, regresó patadas de despeje y de salida. Tasker se merecía un puesto en esta ranking sin duda alguna.

6. Joe DeLamielleure – G

Para quienes no lo vimos jugar, sus estadísticas sirven para entender la valía de este jugador. Para los que sí lo vieron, esta es la razón principal del éxito que tuvo O.J. Simpson en su carrera. DeLamielleure jugó ocho años en Buffalo y en seis fue elegido para el Pro Bowl. Fue Liniero Ofensivo del Año en 1973, 1975 y 1977. Parte del equipo de la década de los setenta y líder de la “Electric Company” que ayudó a O.J. Simpson a conseguir más de 2 000 yardas en apenas 14 juegos de temporada.

5. Thurman Thomas – RB

El primero de la Santa Trinidad ofensiva de los Buffalo Bills. ‘The Thurmanator” ha sido el único capaz de llenar el hueco dejado por O.J. Simpson dentro del terreno de juego. 173 partidos, 11938 yardas por tierra, 65 touchdowns y una explosividad pocas veces vista lo hacen uno de los mejores corredores de la década de los noventa. No por nada fue elegido MVP de la liga en 1991 por AP, además de ir cinco veces al Pro Bowl y ser dos veces All-Pro. Lástima que en los Super Bowls que jugó no pudo pesar más y en algunos hasta quedó a deber.

4. Andre Reed – WR

El segundo de esta Trinidad. Reed le entregó 15 años de su vida a la franquicia, capaz de brillar en una era donde Jerry Rice también jugaba, nos deja claro la valía de quien sin duda será durante un buen rato más el mejor WR en la historia del equipo. 941 recepciones, 13 095 yardas por aire y 86 TD hablan por sí mismos. Alguien que supo esperar pacientemente que se le hiciera justicia para ingresar al Hall of Fame en 2014.

3. O.J. Simpson – RB

Hablando única y exclusivamente de lo hecho en el campo, O.J. Simpson fue lo mejor que le pasó durante años a los Bills. En una época donde Buffalo ganaba en promedio cuatro partidos por temporada, ‘The Juice’ consiguió 10 183 yardas, 57 touchdowns, 1 MVP de la liga, 5 All-Pro, 6  Pro Bowls  y su segura inducción al Hall of Fame. Lo que hizo después terminó por eclipsar todo su brillo como jugador.

2. Jim Kelly – QB

Líder de la Santa Trinidad y principal responsable de la mejor generación en la historia de la franquicia. Jim Kelly es todo lo que un head coach sueña encontrar en un QB. ‘Jimbo’ jugó toda su vida con los Bills y aunque le falta un anillo de campeón, también es cierto que es el único QB en la historia que ha ganado su Conferencia cuatro veces de manera consecutiva. 101 victorias, 35 476 yardas, 237 touchdowns, una vez All-Pro, cinco veces elegido al Pro Bowl y tres veces ha luchado y vencido el cáncer. Toda una leyenda como jugador y como ser humano.

1. Bruce Smith – DE

De manera unánime por expertos y fanáticos del equipo, Smith es el mejor jugador que ha vestido los colores de los Buffalo Bills. Con 200 sacks de por vida, no hay en la historia de la NFL nadie que haya atrapado más veces al QB. Elegido con el primer pick global del Draft de 1985, en cuatro años Smith ya era líder histórico del equipo en capturas de QB. En su posición nadie fue más grande que él y para el Top-100 en la historia de la NFL, Smith fue elegido como el trigésimo primero mejor. El mítico número 78 es sin duda la cara más respetada y querida en todo Buffalo.

Esta es mi lista con los mejores jugadores en la historia de los Bills. ¿Cuál es tu Top-10?

 

Comentarios