Los 10 mejores jugadores en la historia de los Indianapolis Colts

0

Las raíces de este equipo se remontan hasta los Boston Yanks de 1944. Después de una serie de cambios que conllevaron a varias re-ubicaciones de ciudad, nacieron los Baltimore Colts, que en 1983 se mudaron al estado de Indiana (a media noche para que nadie se diera cuenta) para finalmente convertirse en como ahora los conocemos: los Indianapolis Colts.

Esta franquicia ha tenido el honor de arropar a dos de los quarterbacks más grandes de todos los tiempos, y poseer una riqueza en jugadores ofensivos. Ganadores de dos títulos de Super Bowl, te presento a los 10 mejores jugadores en la historia de los Indianapolis Colts:

Mención honorifica: Robert Mathis – DE

Un Colt por excelencia. El eterno Robert Mathis emprendió su carrera en Indianapolis al ser seleccionado en la quinta ronda del Draft de 2003. Su bajo centro de gravedad acompañado de una fuerza brutal, le permitía convertirse en un ferrocarril que envestía adversarios en el campo. En 14 temporadas vestido bajo los colores azul y blanco, Mathis se ubicó como el líder en sacks de la franquicia con 123. Fue invitado a seis Pro Bowl, nombrado All-Pro en 2013 y campeón del Super Bowl XLI.

Su candidatura a Canton, Ohio será fuerte en unos cuantos años y su huella en la historia de los Colts está más que consagrada.

10.- Raymond Berry – WR

La selección número 232 del Draft de 1954 llegó a los Colts para quedarse y convertirse en el arma predilecta de Johnny Unitas. Lideró la NFL en recepciones tres veces, y solamente sufrió un balón suelto en trece años como profesional. Fue seis veces All-Pro y mismas ocasiones nombrado al Pro Bowl. Berry fue enaltecido al Hall of Fame en 1973 e incluido en el equipo ideal de la década de los cincuenta. Su jersey número 82 fue retirado por Colts en reconocimiento a su trayectoria con la franquicia.

9.- Lenny Moore – RB

Un jugador tremendamente explosivo. Llegó a la ofensiva de los Colts como pick de primera ronda en el Draft de 1956 proveniente de Penn State. Su talento acarreando el balón y recibiendo pases fuera del backfield impactó de inmediato en la ofensiva del equipo. Fue nombrado en su primera temporada como Novato del Año y durante los próximos dos años promedio la increíble cantidad de siete yardas por acarreo. Aunque nunca superó las 1 000 yardas terrestres, su producción en el campo era garantía, ayudando a conseguir los campeonatos de 1959 y 1960.

“Spats” Moore anotó touchdown en 18 partidos consecutivos, marca que tardó 40 años en ser alcanzada, por LaDainian Tomlinson en 2005. Siete veces nombrado al Pro Bowl, designado All-Pro en la misma cantidad de ocasiones y miembro del equipo ideal de la década de los cincuenta. Su número 24 fue retirado por los Colts  y obtuvo su rostro de bronce en Canton en 1975.

8.- Reggie Wayne –  WR

De no ser por que jugó Marvin Harrison en este equipo, Reggie Wayne podría ser fácilmente denominado el mejor receptor en la historia de la franquicia. Su llegada a la ciudad de Indianapolis fue como pick de primera ronda en el Draft de 2001 proveniente de Miami. La dupla que llegó a formar con Harrison ha sido una de las más dominantes en la historia de la liga, misma que le permitió proyectarse como uno de los mejores receptores en la NFL durante este milenio. Pese a ser visto como el complemento de Harrison, demostró que podía ser el receptor principal tras el retiro del número 88 de los Colts.

En 15 años de carrera en Indianapolis y con Peyton Manning enviándole pases, Wayne se posicionó por debajo de la elite de receptores de todos los tiempos. Acumuló 1 070 recepciones (número 10 en la historia) para 14 345 yardas (numero 10 en la historia) y 82 touchdowns. Fue elegido seis veces al Pro Bowl, nombrado All-Pro en 2010, campeón del Super Bowl XLI y a su retiro en 2015 recibió el anillo de honor de los Indianapolis Colts. Su camino al Hall of Fame luce sólido, aunque hay mucha competencia en su camino.

7.- Edgerrin James – RB

Durante el Draft de 1999, los Colts dieron la sorpresa en la primera ronda al elegir a Edgerrin James proveniente de Miami, por encima de Ricky Williams, quien salía de Texas como el líder corredor de todos los tiempos de la NCAA. La directiva de Indianapolis consideró que James era un jugador más completo, y “The Edge” no defraudó. A su llegada, de inmediato se convirtió en pieza fundamental para el sistema ofensivo que llevaban acabo en Indy. Junto a Manning y Harrison, formó parte de una tercia que denominaron “The new Triplets”. Desafortunadamente, James ya no estaba en el equipo cuando los Colts conquistaron el Super Bowl XLI, sin embargo la franquicia reconoció su trabajo en años anteriores siendo parte del éxito de aquellas temporadas y le entregaron también un anillo de campeón. Fue designado Novato Ofensivo del Año en el 1999, invitado a cuatro Pro Bowls y en dos ocasiones nombrado All-Pro. Líder de la franquicia en yardas (9 226) y touchdowns (72). Por su exitosa trayectoria, recibió el anillo de honor después de su retiro en 2009.

6.- Art Donovan – DT

“The Bulldog” Donovan inició su carrera con la franquicia que ingresó a la liga en 1950 proveniente de la AAFC. Jugó en 1951 con los Yanks y en 1952 con los Texans, antes de pasar en 1953 con los nuevos Colts. Donovan tiene el honor de ser el primer jugador en la historia del equipo en ingresar al Hall of Fame (clase de 1968). Fue parte de una temible línea defensiva junto a Eugene “Big Daddy” Lipscomb y Don Joyce, que ayudaron a lograr los dos primeros campeonatos del equipo. Considerado un jugador completo, tanto para atacar al pasador como para frenar la carrera, fue el gran líder en el locker y un tipo con gran sentido del humor. Miembro del equipo ideal de la década de los cincuenta, Art Donovan fue seleccionado All-Pro en cuatro ocasiones y cinco veces recibió invitación al Pro Bowl. En su honor, los Colts decidieron retirar su número 70.

Foto: Getty Images

5.- Marvin Harrison – WR

El socio perfecto de Peyton Manning en los Colts. Uno de los mejores en su posición de esos años, y probablemente el mejor corredor de rutas de aquellos tiempos. Marvin Harrison llegó a los Colts como pick de primera ronda en el Draft de 1996 proveniente de Syracuse. Su impacto en la ofensiva fue inmediata y estableció una conexión mental y deportiva con Manning que perduró hasta sus últimos días en el equipo.

Junto a Peyton, posee una gran cantidad de records, resaltando las marca de: mas touchdowns (112) entre un quarterback y un receptor en la historia, la mayor cantidad de pases completos (953), mayor número de yardas (12 756) y más pases completos en una temporada (143). Harrison atrapó por lo menos un pase en todos y cada uno de los juegos en los que participó. Fue seleccionado ocho veces al Pro Bowl y en seis ocasiones fue nombrado All-Pro. El campeón del Super Bowl XLI, y quien forma parte del equipo ideal de la década de los noventa, también posee su lugar en el Hall of Fame de la NFL.

4.- Gino Marchetti – DE

Marchetti fue el otro jugador que vivió el cambio de Yanks a Texans, para terminar en los Colts. Fue considerado el primer gran defensive end en la NFL, gracias a su imponente físico y estilo de juego con poca agresividad, pero con alta eficacia. Ante las necesidades del equipo en 1954, tuvo que ser re-ubicado como tackle ofensivo para aquella temporada, sin embargo al año siguiente regresó a la parte defensiva.

En 13 años con los Colts, amarró una carrera profesional que incluyó en 11 invitaciones al Pro Bowl y nueve menciones como All-Pro. Fue elegido al equipo ideal de la década de los cincuenta. Marchetti fue inducido al Hall of Fame en 1972 y su jersey número 89 fue retirado por la franquicia en honor a su trayectoria.

3.- Jim Parker – OT

El mejor tackle en la historia de esta franquicia y uno de los mejores de la NFL, solo detrás de Anthony Muñoz (Bengals) y John Hanna (Patriots). Parker fue elegido en la primera ronda del Draft de 1957 proveniente de Ohio State para desempeñarse como guard, sin embargo, no tardó en adaptarse a la posición de tackle gracias a sus grandes cualidades.

“Sólo manténlos alejados de Johnny”, le dijó el entrenador del equipo, Weeb Eubank, en su primer entrenamiento profesional, “podrías ser el tipo menos popular del equipo si nuestro pasador queda lesionado”. “Nunca olvidé eso”, recordó Parker, quien pasaría la segunda mitad de su carrera jugando como guard. En 11 años con los Colts, fue invitado al Pro Bowl en ocho ocasiones, y diez veces fue designado All-Pro. Es miembro del equipo ideal de la década de los cincuenta, e inmortal del Hall of Fame de la NFL. En reconocimiento a su brillante carrera, su número 77 fue retirado por la franquicia.

2.- Johnny Unitas – QB

El genio del Huddle. Unitas fue un revolucionario dentro del campo y ayudó a sentar las bases de un football que perdura hasta nuestros días. Fue el primer gran jefe de una ofensiva NFL, que terminó en 47 partidos consecutivos con por lo menos un pase de touchdown. Los Colts jamás dudaron de que “Johnny U” podía ganarles cualquier partido, y él pocas veces traicionó esa confianza.

Fue elegido en la novena ronda del Draft de 1955 por los Pittsburgh Steelers, sin embargo nunca logro ver acción con ellos, hasta que un año más tarde recibió la oportunidad con los Colts. Formó parte en diez ocasiones del Pro Bowl, fue nombrado seis veces All-Pro y es parte del equipo ideal de la década de los sesenta. Nombrado en ocho ocasiones MVP de la NFL por tres asociaciones distintas (AP, NEA y UPI), y tres veces merecedor del Bert Bell Award como jugador del año. Su número 19 fue retirado por los Colts en honor a su legado, y es miembro del Hall of Fame desde 1979. El Johnny Unitas Golden Arm Award se entrega todos los años al mejor pasador de la NCAA en su honor. Siempre está en la conversación de los mejores QB en la historia de la NFL

1.- Peyton Manning – QB

Consciente de lo que representó “Johnny U” para los Colts y la NFL, creo que el “Sherrif” es el mejor jugador en la historia de la franquicia. Un líder nato, competidor e innovador, son las palabras que pueden denotar su ilustre carrera como profesional.

Pese a que enalteció aun más su legado en Denver, donde concluyó su carrera, y que por cierto, fue ahí donde consiguió la mejor temporada en la historia de un pasador, sigo pensando que lo mejor de Manning lo vimos en Indianapolis. El hijo de Archie Manning, pasador de los Saints en los años setenta, llegó a la NFL como el mejor prospecto del Draft de 1998, proyectado a ser la siguiente gran estrella del football profesional. Sus primeros años en la liga arrojan enseñanza, tropiezos, pero sobre todo, preparación para dominar la posición por los próximos 10 años.

Tras 14 años en Indianapolis, Peyton es poseedor de innumerable cantidad de records para la franquicia. Es líder en yardas con 54 828 y touchdowns con 399. Fue elegido 14 veces al Pro Bowl, nombrado al primer equipo All-Pro en siete ocasiones, cinco veces galardonado MVP de la NFL, tres veces lider en rating y campeón del Super Bowl XLI. Sus marcas son compartidas con los Broncos en donde jugó cuatro temporadas, sin embargo, la gran mayoría de ellas fueron con los Colts.

Manning no solo debe ser reconocido hoy en día por ser el dueño de récords, es un pasador completamente comprometido con el equipo que manejaba y uno de los más inteligentes de su era. Es conocido por muchos como el padre de la ofensiva sin reunión, un sistema que a día de hoy pocos quarterbacks son capaces de ejecutar a la perfección. De no ser por el otro gran fenómeno que jugó en esta época, un tal Tom Brady, Manning podría estar peldaños arriba en la lista de los mejores de todos los tiempos. Su consagrada aportación al football e infinidad de momentos memorables, deben tener más que seguro su lugar en la inmortalidad de este deporte, aunque siempre está la interrogante sobre su baja de juego en postemporada.

Esta es nuestra lista con los 10 mejores jugadores en la historia de los Indianapolis Colts. ¿Quién es para ti el mejor?

Comentarios