Los golpes que no tienen lugar en la NFL

8

Existe una delgada línea entre jugar al borde del reglamento en la NFL y deliberadamente tratar de lastimar a tu rival. La semana 13 nos dejó dos claros ejemplos de conductas que no debemos de aplaudir ni justificar para todos los que amamos este deporte: las acciones de Rob Gronkowski y JuJu Smith-Schuster. Esos golpes que no tienen lugar en la NFL.

Leo las reacciones de muchos de nuestros seguidores en redes sociales con una mezcla de horror y sorpresa: “Se lo merecía”, “Exageran por que es de los Pats (Gronk)”, “Él (Burfic) ha dado peores golpes y nadie dice nada”, “Se nota que nunca haz visto un juego de la división moretón”.

En especial encuentro este Tweet sumamente desafortunado:

Me quedo con el tweet de Eric Arriaga, quien aprovechó la extensión de caracteres para dejar un punto válido, contundente y con el que todos nos debemos quedar.

¿Cuál es la intención de esos golpes? Comencemos con el de Gronk. El balón no está en juego y ataca de forma deliberada a un jugador que está en el piso, desprevenido y por la espalda con un golpe directo a la cabeza utilizando el antebrazo. No existe una actitud más cobarde que la que tomó el TE de los Patriots. No hay justificación para hacer eso, no en la NFL actual que trata de erradicar ese tipo de conductas. Atacar a alguien con la espalda con la intención de lastimarlo es simplemente una bajeza.

Por favor, olviden que le van a un equipo de la NFL y tengan un poco de empatía. Imaginen que quien recibe alguno de los golpes que les voy a mostrar no es un jugador, es su mejor amigo, un familiar o alguien a quien aprecian. ¿Cómo se sentirían al ver que una acción premeditada QUE SE PUDO EVITAR puede tener impacto en el resto de su vida? Ya no suena tan divertido, ¿cierto?

Lo que más me molesta es el cinismo del jugador y/o la organización de apelar la sanción (risible) de un partido que le dieron. El mensaje es claro por parte de los Patriots, el “that’s bullshit” que le dice Bill Belichick a Sean McDermott al final del juego es una vil mentira. Si realmente creyera eso aceptaría la suspensión a su jugador y evitaría dar mayor seguimiento al tema. Me queda claro que lo único que le interesa a Gronk son sus bonus y el dinero que perdería por esas suspención.

Ahora el tema JuJu Smith-Schuster. Este golpe es en una jugada y a una figura reconocida por ser un jugador sucio: Vontaze Burfic. Schuster es un jugador joven que no midió la consecuencia de su golpe, eso lo entiendo. Lo que debería ser castigado es su actitud al final de la jugada, al retar/burlarse de un tipo que segundos después tuvo que salir en camilla del juego. La intención era lastimar a Burfic, quien ha hecho lo mismo con los jugadores de los Steelers.

Sin embargo no hay forma de justificar un golpe así en la NFL, sin importar quien lo reciba. Sigue siendo sucio aunque en una menor forma que lo que hizo Gronk. La violencia sin sentido sólo desata más violencia y si no vean el golpe que recibió después Antonio Brown.

Quieren ver un golpe limpio en ese mismo partido:

Eso es lo que se debe celebrar en la NFL, no las jugadas sin sentido de Gronk o de JuJu Smith-Schuster. ¿Qué NFL quieres celebrar? Yo una donde los golpes que vimos en la semana 13 no tengan lugar.

Comentarios