Donald Trump está destruyendo la NFL un tweet a la vez

División, protestas, comentarios desafortunados de los dueños hacia los jugadores, amenazas de despidos… esta es la principal noticia en una temporada de NFL que ha sido tan impredecible tanto fuera como dentro del terreno de juego.

Donald Trump está destruyendo la NFL y básicamente sólo ha lanzado tweets desde su cuenta. Él expuso un grave problema de la liga que le ha negado la entrada en múltiples ocasiones. Al final Donald Trump fue un simple catalizador de una de las más grandes crisis que ha tenido la NFL en los últimos 20 años. Ni la posible huelga de jugadores, ni escándalos terribles como el de Ray Rice o Adrian Peterson han puesto tan en duda el futuro del deporte, como lo que ha sucedido en la temporada.

Evidentemente este no es un problema actual. Es un tema que tiene muchos años de vida ya que los dueños y los seguidores de la NFL, al menos en Estados Unidos, tienden a ser más conservadores. La visión que tienen muchos sobre los atletas profesionales, en especial los de origen afroamericano, y la voz que tienen o que pueden reflejar un motor de cambio genera muchas

“Dedícate sólo a jugar”, “¿No sería maravilloso despedir al hijo de p*** que no respete el Himno?”, “yo pagué mi entrada al partido y puedo gritar lo que quiera (como un insulto homofóbico. Esto último viene un poco más en referencia al comportamiento de muchos mexicanos en espectáculos deportivos, incluyendo la NFL, pero ese es tema de otra columna)”. Muchos ven a los jugadores como atracciones de circo o como forma de distracción de cada domingo, pero en el momento en que se salen de su “papel” existe un problema, por que probablemente su punto de vista sea diferente al mío…

La mayoría de las personas ve a los atletas profesionales, en especial a los jugadores de la NFL, como simples herramientas para nuestro entretenimiento. Se nos olvida que antes de eso son seres humanos. Creer que por el simple hecho de que varios de ellos (una minoría) tienen contratos multimillonarios pueden perder su personalidad, su voz o sus ideales.

Imagina que tu jefe pudiera pudiera vetarte de lo que haces sólo por que él opina diferente a ti. O que te obliguen tomar alguna postura con la que no estás de acuerdo que es total totalmente independiente a lo que te dedicas. ¿Qué tal si tu jefe se refiere a ti como reo? Independientemente de que tengas tu trabajo ideal ese tipo de comentarios debe de ofenderte.

Respeto, o más bien, la falta de respeto entre dueños, jugadores y público es lo que está poniendo en una situación muy delicada a la NFL. Antes era un problema del que no se hablaba o que no se quería tocar… cada quien con su vida pero no hay que hacer público esto. Sin embargo los tiempos han cambiado, personas que antes no tenían una voz ahora tienen una plataforma y es más fácil descubrir lo que realmente piensan las personas, o al menos algunas de ellas.

Esto no es nada nuevo, pero el problema se acentuó gracias a una figura que vive y ha tenido éxito de generar odio y división. El problema es que siete dueños de la NFL le dieron millones a Donald Trump para su campaña.

¿Por qué creen que Jerry Jones amenazó con despedir a quien no “respete el himno” (y aunque no lo diga con todas sus palabras despidió a Damontre Moore por eso)? ¿Por qué creen que el dueño de los Texans, Bob McNair, se puede referir a los jugadores como “reos”? ¿Por qué creen que Colin Kaepernick sigue sin trabajo a pesar de que es un quarterback superior a muchos de los titulares en este momento? Pensar que varios de estos dueños piensan diferente que Donald Tr

La NFL y muchos de sus fans quieren atletas que se callen y se dediquen a jugar. Eso es una falta total de respeto y empatía por otro ser humano. No importa cuál sea tu profesión, tienes derecho a pensar y decir lo que creas, siempre y cuando no ofendas o incites al odio. Creer que en 2017 los jugadores no son más que “gladiadores modernos” es vivir en un tiempo retrógrada. Muchos son pilares de su comunidad, líderes de opinión, personas brillantes y motores de cambio. Justo eso, “motores de cambio” es lo que asusta a muchas personas, incluyendo a muchos dueños de la liga.

Realmente adoro este deporte. Me gusta tanto que fundé este sitio hace nueve años y le dedico todo mi tiempo a su crecimiento. Pero es complicado ver lo que sucede y no sentir frustración y empatía por los jugadores.

Creo que esto es sólo el principio de un largo conflicto que se avecina en la NFL. ¿Creen que los jugadores (y en especial Richard Sherman, a quien veo como uno de los líderes) van a olvidar esta clase de comentarios y acciones al momento de renegociar el próximo CBA (contrato colectivo de trabajo)?

No sé lo que va a ocurrir con la NFL, pero dudo que las cosas mejoren… este es un problema que tiene varios años, pero que Donald Trump explotó un tweet a la vez.

  • Hernandez San Fabian

    totalmente de acuerdo, por ahí dicen lo del Cesar al Cesar y lo que es de la NFL a la NFL !!!

Ulises Harada

Desde principios de los 90 pasaba las tardes de domingo frente al televisor viendo partidos de NFL y desde entonces profesa el 'arrowhead pride'. Socio Fundador de Primero y Diez en donde es pieza fundamental en el trabajo editorial y comercial. Día a día, sin importar dónde esté, escribe, discute y analiza lo que sucede en la liga.