El verdadero Héroe de Patriots en el Super Bowl LI

En la quinta victoria – y muy dramática– de Patriots en un Super Bowl, un jugador tuvo una actuación que valió la pena para el nombramiento como el Jugador Más Valioso; el verdadero héroe de Patriots ... y no fue Tom Brady.

Entiendo que, en las condiciones en las que ganó New England, el primero que se lleva el crédito es el quarterback. Brady tuvo un gran juego al final con sus 466 yardas por pase, dos touchdowns pero una intercepción que sumó siete puntos en su contra. Ese error puso a Patriots 21-0 y pudo haberle costado el juego.

El problema que tengo con la actuación de Brady es que no fue espectacular durante todo el encuentro. En la primera mitad consiguió 179 yardas sin anotaciones con el Pick Six. Pases con falta de precisión que no le había visto en esta Temporada. En un par de ocasiones puso el balón adelante de Julian Edelman cuando ya tenía al defensivo detrás de él. Incluso, muchos de sus pases fueron cortos también.

Sin duda, el hecho de que haya regresado New England de un marcador 28-3 en contra para ganar el juego, le dio la nominación como el MVP del Super Bowl, el cuarto en su carrera. Está bien, no me desagrada. Pero hubo un jugador en la ofensiva que durante todo el juego ayudó a que Patriots mantuviera la esperanza y fue una agradable sorpresa.

Estoy hablando de James White. El tipo fue muy importante en el plan de juego ofensivo. En todo momento ayudó a la ofensiva de Patriots a mantener viva la serie y fue la válvula de escape de Brady cuando los principales objetivos estaban bien cubiertos.

White terminó con 14 recepciones para 110 yardas – a pesar de que LB Deion Jones hizo un buen trabajo cubriéndolo–; rompió tackleadas después de la recepción y, si soltó un pase durante el juego, fue por el buen trabajo de Jones. Fue el mejor jugador en yardas conseguidas por recepción y aunque Patriots no tuvo éxito por tierra se quedó a dos yardas de LeGarrette Blount, su líder en este rubro, con cinco acarreos menos.

Tan importante fue para su equipo que White colaboró con un touchdown por recepción, el primero de su equipo, y dos anotaciones por tierra ( la primera para darle la oportunidad para empatar y mandarlos a tiempo extra y la segunda que le dio el título a Patriots). Incluso esa primera conversión para ponerse a ocho puntos fue de White también.

De los 34 puntos de Patriots, 20 fueron gracias a James White. Pudo ser un factor decisivo para el nombramiento como el MVP del Super Bowl pero, finalmente, el líder de la ofensiva se lo llevó. Y creo que los fans están satisfechos.

En el Super Bowl XXXIX, cuando New England derrotó a los Philadelphia Eagles, el MVP se lo llevó Deion Branch con 133 yardas en 11 recepciones, sin anotaciones. En esa ocasión Brady no fue interceptado y consiguió 236 yardas por pase con dos anotaciones.

Y sí, una de las razones de peso para que Brady haya sido el más valioso es que este juego se ganó viniendo de un deficit de 25 puntos en el tercer cuarto. Se ganó por primera vez en la historia de un Super Bowl en tiempo extra. Se ganó con un quarterback que perdió una vez en la Temporada después de perderse cuatro juegos por suspensión de la liga. Hay muchos factores a su favor, sin lugar a dudas.

Pero creo que White tuvo los méritos necesarios para llevarse ese título. El equipo de New England tuvo un héroe en el Super Bowl que ayudó a obtener el quinto trofeo Vince Lombardi y su nombre no fue Tom Brady.

 

Jorge Tinajero

Socio fundador de Primero y Diez donde opera las entrañas del sitio además de hacer valiosas aportaciones de contenidos hablados y escritos. Aficionado a los Denver Broncos gracias a las épocas de John Elway que sembraron en él la idea de no claudicar a pesar de lo adversas que puedan parecer las circunstancias.