Patriots-Tom-Brady-Dion-Lewis
Foto: Jim Rogash / Getty Images

Análisis del triunfo de los Patriots vs Texans

Por Gerard Jiménez

Contrario a lo que muchos pronosticaron, los Patriots tuvieron dificultades para superar a los Texans en la Ronda divisional de estos playoffs en un juego donde Houston, con base en defensiva, consiguieron complicar el pase a la Final de Conferencia de New England, equipo que a pesar de una serie de errores finalmente consiguió la victoria para asegurar su 6to pase consecutivo a esta instancia, un récord de la NFL.

Estas son mis observaciones del triunfo de los Patriots vs Texans en Playoffs:

1.- Dominio de la línea defensiva de los Texans

Los Texans se presentaron a este juego con su defensa como su mejor carta de juego, por dos cuartos completos la línea defensiva de los Texans logró ejercer constante presión hacia Tom Brady (victima de 2 sacks) y frustre el juego terrestre, Whitney Mercilus y Jadeveon Clowney se mostraron dominantes enfrentando a la línea ofensiva de los Patriots que tardó mucho en ajustar, al final la buena actuación de su defensa no fue suficiente para sacar este juego adelante y el ajuste de medio tiempo ayudo a los Patriots a recomponer el juego y afianzar la victoria.

2.- Los Patriots le dieron vida a los Texans con errores

Los Patriots fueron el equipo que menos entregas de balón tuvo en 2016, en este juego perdieron el balón en 3 ocasiones (2 intercepciones y un fumble) dando así la oportunidad a los Texans de revivir en el juego y complicarse la vida (tuvieron una ventaja de 14-3 en el primer cuarto) ante un equipo que sí tenia posibilidades de ganar se apoyaría de alguna entrega de balón de parte de Brady y compañía, por mala fortuna los Texans no pudieron capitalizar con total éxito los errores de los Patriots, un equipo ante el cual no puedes desaprovechar las pocas oportunidades que te dan.

3.- Gran actuación de la defensiva de los Patriots

La ofensiva conducida por Tom Brady tuvo muchas dificultades para encontrar ritmo a lo largo del juego, por su parte la defensa de los Patriots sacó la cara en este juego salvando en muchas ocasiones el mal trabajo de su ofensiva, además de nuevamente limitar a DeAndre Hopkins a sólo 65 yardas, la defensa de los Patriots frustro el ataque de los Texans en repetidas ocasiones demostrando porque la mejor de la liga en puntos permitidos durante la temporada 2016, limitando a solo 16 puntos el ataque de los Texans. También lograron frenar a Houston en zona roja y conseguir intercepciones de Brock Osweiler.

4.- Se puede presionar a Tom Brady

Pese a que Tom Brady es un quarterback que se deshace muy rápido del balón, la defensa frontal de los Texans logró poner una presión inmediata sobre Brady provocando pases imprecisos y forzados, así como una inconstancia en su ataque terrestre y aéreo. Anoche vimos que la línea ofensiva de los Patriots demostró ser el punto débil permitiendo que el pass rush de los Texans se viera dominante, para mala fortuna de los Texans, no fue suficiente para ganar este juego pero tanto Chiefs como Steelers tienen jugadores capaces de replicar lo que vimos en este juego.

5.- Brock Osweiler o cómo desperdiciar 72 millones de dólares.

Los Texans necesitaban de un juego casi perfecto para llevarse la victoria del Gillette, su defensa entrego resultados y la ofensiva de a poco fue poniendo los puntos en el marcador, pero para su mala fortuna (¿o ejecución?) no tardaron en aparecer los errores de Brock Osweiler quien al final termino por entregarle el juego a los Patriots. Osweiler fue interceptado en tres ocasiones restando oportunidades a los Texans de conseguir puntos y fue un freno de mano para su ofensiva, la cual falló en repetidas ocasiones en tercera oportunidad y en territorio de New England.

6.- La ofensiva de los Pats despertó… tarde pero despertó

El ajuste de los Patriots al medio tiempo fue fundamental para cerrar este partido. A pesar de que Tom Brady no tuvo el mejor de sus partidos supo encontrar y explotar los pases profundos ante una defensiva secundaria de los Texans que se mostró perdida (sobre todo los safeties). New England logró capitalizar las series ofensivas en TD, algo que los Texans no hicieron a pesar de contar con las mismas o incluso más oportunidades en este juego.

7.- ¿Se mostró el punto débil de los Patriots?

Los Patriots cometieron errores que suelen ser letales en Playoffs, pero enfrente estaban unos Texans que no supieron aprovechar esos errores. Este juego es un claro mensaje para los Patriots que jugando así contra Steelers o Chiefs van a sufrir mucho para poder llegar al séptimo Super Bowl de la era Brady/Belichick. Houston expuso un punto débil en este equipo que en la temporada 2016 se había visto dominante y contundente.

8.- El gran partido de Dion Lewis.

Sin duda fue el jugador más importante de la ofensiva de los Patriots. Lewis tuvo un partido casi perfecto (lo único malo fue el fumble que tuvo en un Kickoff, del cual salió el solitario TD de los Texans en este encuentro) donde se convirtió en el primer jugador en la historia en tener un TD por recepción, por tierra y en regreso de patada de Kickoff en un partido de Playoffs. A muchos se nos olvida que la temporada anterior Lewis estaba siendo uno de los jugadores más dominantes de la liga antes de su lesión y que con él la ofensiva de New England tiene a otro tipo dinámico y que puede ser un dolor de cabeza contra las defensivas.

Staff 1y10

Estos posts son elaborados por la redacción de Primero y Diez. En estos links puedes contactar a cada uno de nuestros columnistas: Alberto Mussali, Luis Obregón, Jorge Tinajero y Ulises Harada