Noticias
chris-johnson-scouting-combine

El éxito en la NFL de los más rápidos en el Scouting Combine

El evento más popular del Scouting Combine es sin duda el 40 yard dash, una prueba en la que los prospectos deber correr en el menor tiempo posible una distancia de 40 yardas. ¿Por qué 40? Cuando se instauró esta prueba esa era la distancia promedio que recorría una patada despeje, por lo que los scouts querían asegurarse de que los jugadores que seleccionaran podían recorrer esa distancia rápidamente.

Un buen tiempo califica en los 4.5 segundos, pero a lo largo del tiempo, los prospectos, en parte por talento y en parte por entrenamientos específicos, han bajado este registro, aumentando su stock rumbo al Draft y asegurando unos cuantos millones más en su contrato como novatos.

Panini Ad

Sin embargo, un menor tiempo en el 40 yard dash no es sinónimo de una mejor carrera en la NFL, por ello, a continuación revisaremos los tiempos por debajo de los 4.3 segundos de los últimos 10 años y veremos qué tan exitosos han sido estos jugadores en la NFL.

 

Chris Johnson, East Carolina.

Scouting Combine de 2008.

Tiempo: 4.24 segundos.

 

Johnson tiene el récord del menor tiempo jamás registrado en esta prueba desde su existencia. Este hecho lo convirtió en la selección de primera ronda en el Draft de ese año de los Tennessee Titans, aunque fue el quinto de su posición en ser elegido; jugadores como Darren McFadden, Feli Jones y Rashard Mendenhall esucharon su nombre antes que él.

Su carrera profesional se puede calificar de satisfactoria sin duda alguna, en sus seis años con los Titans siempre rebasó las 1,000 yardas y era el arma principal del ataque, de hecho en su segunda temporada entró al selecto club de las 2,000 yardas, corriendo para 2006 en esa temporada.

Sin embargo, tuvo un par de años de declive en 2013 (su último en Tennessee) y 2014 con los Jets, pero en 2015 su llegada a los Cardinals le sentó muy bien siendo parte de una buena rotación, y de no ser por lesión hubiera llegado de nuevo a las 1,000 yardas.

 

Dree Archer, Kent State.

Scouting Combine de 2014.

Tiempo: 4.26 segundos.

 

Sólo .02 segundos lo separan del mejor tiempo del 40 yard dash, pero mucho más lo separa del éxito del que sostiene el récord (sobre todo tiempo en la liga).

Los Pittsburgh Steelers tomaron a este jugador en la tercera ronda del Draft de ese año buscando obtener un jugador dinámico y versátil que pudiera alinearse como RB, WR y regresando patadas de despeje; desafortunadamente para él, el equipo posee una colección muy importante de talento en esas posiciones, por lo que su actividad en dos años ha sido mínima.

Con sólo dos temporadas en la liga sería prematuro descalificarlo, sin embargo algo drástico tendría que pasar para que comenzara a ser productivo, ya que en 2015 el equipo ni siquiera lo contemplaba como WR/RB, sino sólo como regresador de patadas.

 

 Marquise Goodwin, Texas.

Scouting Combine de 2013.

Tiempo:  4.27.

 

Un velocista en toda la extensión de la palabra, este hombre no sólo fue jugador de Football para los Longhorns sino que es un atleta olímpico de pista y salto de longitud.

Sus habilidades lo hicieron convertirse en un jugador ideal para ejecutar las tareas propias de un velocista; regresar patadas e ir largo en trayectorias de pase. Los Bills vieron en él el complemento perfecto para su cuerpo de WRs y lo seleccionaron en la tercera ronda del Draft de ese año, después de que una ronda antes habían tomado a Robert Woods.

Su desempeño en la liga en su primer año fue satisfactorio, ya que ejecutó lo que se le pidió como receptor y regresador de patadas, pero su complexión física ha resultado problemática, ya que en 2014 y 2015, ha sufrido lesiones que le han impedido seguir aportando al ataque de los Bills.

 

Jacoby Ford, Clemson.

Scouting Combine de 2010.

Tiempo: 4.28 segundos.

 

El primero de dos jugadores que enamoraron a los Raiders, que todavía eran dirigidos en aquel entonces por Al Davs, y que fácilmente podríamos calificar como verdaderos fracasos.

Este hombre fue seleccionado en la cuarta ronda del Draft de ese año en gran parte debido a su excelente tiempo en el 40 yard dash, ya que sus manos y capacidad para correr rutas dejaban mucho que desear, lo cual se comprobó en su corta carrera de cuatro años (de los cuales sólo jugó tres) en los que como WR no llegó ni siquiera a las 900 yardas y anotó sólo tres TDs. Cabe mencionar que en su año de novato acumuló más de la mitad de dichas estadísticas (470 yardas para 2 TDs más 155 yardas por tierra).

Su mejor aporte fue regresando patadas en donde rebasó las 1,800 yardas y anotó 4 TDs; de nuevo su primer año fue definitivo para llegar a esos números (1,280 yardas y 3 TDs).

 

JJ Nelson, University of Alabama at Birmingham.

Scouting Combine de 2015.

Tiempo: 4.28 segundos.

 

Habrá que esperar un poco más para dar un juicio sobre la carrera de este jugador seleccionado en la quinta ronda del Draft del año pasado por los Arizona Cardinals, pero lo que vimos en su año de novato es que, al igual que otros en esta lista, cumple con un rol específico de ir por encima de las defensivas y regresar patadas.

También es importante mencionar que el sistema de pases verticales del Head Coach Bruce Arians, le viene muy bien, además de que está rodeado por una colección de jóvenes WRs comandados por el veterano Larry Fitzgerald.

 

DeMarcus Van Dyke, Miami

Scouting Combine de 2011

Tiempo: 4.28 segundos.

 

Este hombre es el modelo un año más nuevo del ya mencionado Jacoby Ford. Al Davis se enamoró de Van Dyke por lo que le dijo su cronómetro en el 40 yard dash y lo seleccionó en la tercera ronda del Draft, por encima de jugadores como Chris Conte, Da´Norris Searcy, Richard Sherman y Byron Maxwell, por mencionar algunos jugadores que podrían llenar la misma necesidad.

Su carrera como profesional fue un verdadero fiasco, en su año como novato participó en 14 partidos siendo titular en cuatro de ellos en donde sus highlights fueron interceptar un pase y recuperar un fumble. De ahí en adelante pasó a los Steelers donde estuvo dos años participando en sólo 11 partidos en ese periodo sin ser titular en ninguno de ellos, en parte por una lesión en 2013 que lo puso en la reserva de lesionados. En 2014 y 2015, no pudo quedarse en el roster final de los Chiefs y Vikings, respectivamente, por lo que parece que su carrera ha llegado a término.

Comentarios



Luis Obregón

Consumidor ávido de contenidos escritos, auditivos y visuales de los temas más diversos que después pone al servicio de la creación de materiales en distintas plataformas. Socio Fundador de Primero y Diez, donde es Editor del sitio y Productor de los espacios auditivos. Por haber tenido una niñez noventera, todavía hasta la fecha, es acérrimo aficionado de los Dallas Cowboys.

Leave A Comment

Anti-spam: complete the taskWordPress CAPTCHA