Noticias
Escenarios de Playoffs NFL 2017 – Semana 14 (diciembre 7, 2016 9:40 am)
Primero y Diez – 201 victorias (diciembre 6, 2016 6:04 pm)
Análisis de la Semana 13 Temporada NFL 2016 (diciembre 6, 2016 4:08 pm)
CJ Spiller

9 observaciones de la victoria de los Saints sobre los Cowboys

En duelo de domingo por la noche que terminó en Tiempo Extra, los New Orleans Saints se impusieron en casa a los Dallas Cowboys con un marcador de 26-20.

La victoria terminó con dos rachas; la primera fue para los Saints, quienes ganaron por primera vez en siete partidos en el Mercedes Benz Super Domme y la segunda es que los Cowboys vieron el final de una racha de 10 victorias consecutivas jugando como visitante.

Estas son algunas observaciones de la victoria de los Saints sobre los Cowboys

 

1. El pass rush de los Cowboys comienza a dar furtos.

En este partido acumularon 3 sacks, sin duda un esfuerzo digno de destacar, sobre todo si tomamos en cuenta lo pobre que el equipo había sido en este departamento desde la temporada pasada.

Durante todo el partido estuvieron respirándole cerca a Drew Brees y apresurándolo para comprar tiempo (para lo cual es bastante bueno), hasta que llegaron los sacks.

Será interesante ver cómo luce esta defensiva a partir de la próxima semana con la incorporación de Rolando McClain y Greg Hardy, además de que probablemente en una semana más, también se reincorpore Randy Gregory.

 

2. Los negados intercambios de balón.

En lo que va de la temporada, la defensiva de los Cowboys se las ha arreglando para estar muy cerca del balón, incluso de ponerle las manos encima, sin embargo parecen no querer concretar el intercambio de balón. Ya sea por un castigo, por un drop de alguno de los corners o de un fumble que finalmente no termina siéndolo, el intercambio no se concreta.

Cuando como equipo estás jugando con tu QB suplente, la defensiva debe concentrarse en darle buenas oportunidades a su ataque; campos cortos, posesiones extra, etc. Este equipo no lo ha logrado.

 

3. El equipo se cae hombre por hombre.

Si no fuera suficiente con haber perdido por lesiones a su QB titular, mejor receptor y mejor corner en semanas pasadas, los Cowboys esta semana sufrieron todavía más bajas. Nombres como el TE James Hanna, el DT Tyron Crawford, WR Bryce Butler, RB Lance Dunbar y LB Sean Lee, salieron lesionados durante el partido de domingo por la noche.

Los de mayor gravedad, sin duda son los últimos dos mencionados, Dunbar se estaba convirtiendo en el mejor amigo del QB Brandon Weeden por su versatilidad, mientras que Lee es el centro y el cerebro de la defensiva.

No cabe duda que ganar un partido como visitante y con un equipo tan diezmado era una tarea muy difícil de cumplir.

Por el bien de la afición de este equipo, más vale que la salud no llegue demasiado tarde.

 

4. Perder a tu QB franquicia lo cambia todo.

Más allá del buen o mal nivel que tenga Brandon Weeden, el hecho de no contar con un QB top como lo es Tony Romo cambia por completo la fisonomía del equipo. El plan de juego cambia, la ejecución es distinta, el football situacional es mucho más difícil, el talento del resto del equipo simplemente no funciona a su máximo potencial.

Esto es claro, por ejemplo, en el juego de la línea ofensiva, la cual ha sido llamada “la mejor de la liga” hasta el cansancio y en este encuentro permitió que su QB estuviera bajo presión y no lució dominante en el juego terrestre.

Hay quienes apuntan a la salida del coach de posición, Bill Callahan, como la clave de la baja de juego de este grupo, sin embargo una vez más cito a Greg Cossell y afirmo que esto se trata más de “Jays and Joes tan Xes and Os”, y el nivel de juego de una línea ofensiva es más efectivo cuando existe continuidad entre sus miembros. La ausencia de Zack Martin en el offseason y después  la lesión de Ron Leary han sido factores importantes para que dicha continuidad no esté presente.

 

5. De Weeden a Williams

La conección entre Brandon Weeden y Terrance Williams ha dejado mucho qué desear. Todo el trabajo que tuvieron juntos en el offseason parece no estar dando resultados. Da la impresión de que quieren emular lo hecho por Romo-Bryant, cuando eso no es lo que ellos saben hacer. Durante la mayor parte del partido, al llegar a la zona roja, intentaron anotar con una trayectoria de fade colocado el balón arriba; el problema es que ni Weeben tiene la precisión para poner el pase donde debe ir, ni Williams es la clase de receptor de gana un balón en el punto más alto saltando sobre el defensivo.

Cuando por fin hicieron lo que mejor saben hacer, conectaron para empatar el partid en el último cuarto, un pase en el que Williams usa su velocidad para desmarcarse en un pase a una ventana abierta en el fondo de la zona de anotación.

 

6. Negro panorama para los Cowboys.

Con todo en su contra, es factible decir que los Cowboys obtuvieron un resultado decente, el verdadero problema es que se acabaron los partidos que parecen ganables para el equipo, ya que sus próximos cuatro partidos son en contra de rivales de lo más complicados: reciben a Patriots, visitan a los Giants, y reciben a Seahawks y Eagles.

Encontrar una victoria en ese periodo sería algo bueno, dos es un escenario ultra optimista. Los dos partidos que acaban de perder de manera consecutiva los colocan en una posición sumamente comprometedora que incluso, en el peor de los casos, podría acabarles costando la calificación a Playoffs.

 

7. Brandon Browner y los castigos.

El Cornerback de los Saints, Brandon Browner es el jugador más castigado de la liga. En sus años con los Seahawks se dio a conocer como el más físico en cobertura de los integrantes de The Legion of Boom, luego con los Patriots, cobijado por un gran equipo mantuvo su estilo agresivo, ahora en New Orleans le ha costado caro a su equipo con la cantidad de castigos que le han marcado. Su deseo por ser físico en la línea de golpeo y no facilitar la salida de los WRs, en ocasiones termina con sus manos en la cara del rival, con jalones de jersey o con empujones en la trayectoria.

En esta ocasión mantuvo vivos los drives de los Cowboys en un par de ocasiones en situaciones en las que la defensiva tenía situaciones favorables.

 

8. Los jóvenes playmakers defensivos de los Saints.

Es cierto que estadísticamente este equipo está entre los peores en prácticamente todas las categorías, sin embargo vale la pena señalar la cantidad de talento joven que tienen, entre los cuales destacan el DT Tyeler Davison, DE Bobby Richardson, CB Delvin Breaux, CB Damian Swann, pero sobre todo  el LB Stephone Anthony, OLB Hou’oli Kikaha, quienes estuvieron muy bien durante este partido y podrían convertirse en jugadores que marque diferencia acompañados por hombres como el DE Cameron Jordan y S Kenny Vacaro.

 

9. Drew Brees.

Regresó de una semana de ausencia por lesión en el hombro y parece evidente que  no es el mismo. Me cuesta trabajo recordar un pase que haya lanzado esta noche que haya volado más de 20-25 yardas. El plan de juego se adaptó a la fuerza que su hombro pudo generar, su gran capacidad de comprar medio segundo para lanzar y saber perfectamente a dónde ir con el balón encontrando el mejor duelo personal fue lo que marcó la diferencia.

El factoide más sobado fue el hecho de que con ese pase final al RB CJ Spiller se metió al club de los 400 pases de Touch Down; sin duda un tremendo mérito.

Comentarios



Luis Obregón

Consumidor ávido de contenidos escritos, auditivos y visuales de los temas más diversos que después pone al servicio de la creación de materiales en distintas plataformas. Socio Fundador de Primero y Diez, donde es Editor del sitio y Productor de los espacios auditivos. Por haber tenido una niñez noventera, todavía hasta la fecha, es acérrimo aficionado de los Dallas Cowboys.

Leave A Comment

Anti-spam: complete the taskWordPress CAPTCHA