Super Bowl XXIII – San Francisco 49ers 20 – Cincinnati Bengals 16

Por Ulises Harada

NOTA: Te presentamos la tercera entrega de la historia de los Super Bowls de los 49ers. En esta ocasión te presento el Super Bowl XXIII, probablemente el mejor momento en la historia de Joe Montana y de Bill Walsh. Recuerda que puedes revivir las crónicas del Super Bowl XVI y el XIX.

 

22 de enero, 1989

 

20 Halfback Curl X Up

Ese es el nombre de la última jugada que mandó Bill Walsh como coach de la NFL. El escenario fue el Super Bowl XXIII y la imagen es un clásico de la NFL, el pase de 10 yardas de touchdown Joe Montana a John Taylor para poner el marcador 20-16, terminando una de las series ofensivas más contundentes en la historia del Super Bowl y otorgándole a los Niners su tercer trofeo Vince Lombardi de la década, consolidando una dinastía.

 

Los 49ers, a pesar de una complicada temporada de 10-6, en donde hubo un carrusel de QB entre Joe Montana y Steve Young, en la que también drenaron toda la vitalidad del legendario coach Bill Walsh, los 49ers lograron imponerse a todos los obstáculos y despedir a su coach con una victoria.

 

El partido no fue para nada sencillo ya que enfrente, como coach de los Bengals, estaba un viejo conocido de San Francisco: Sam Wyche, quien fue vital para el desarrollo de la carrera de Montana y la implementación de la ofensiva de la Costa Oeste.

 

A pesar de la gran serie ofensiva de Montana, uno de los héroes “anónimos” del Super Bowl fue Jerry Rice, quien ganó el MVP del partido al conseguir 11 recepciones para 215 yardas y una anotación. La defensiva de San Francisco limitó al gran ataque de los Bengals a tan sólo 16 puntos y el único TD de Cincinnati fue en un regreso de kickoff.

 

El partido comenzó lento y con lesiones, ya que los Bengals perdieron a su mejor DL Tim Crumie por ua dolorosa lesión en el tobillo, mientras que los Niners sufrieron la baja del tacke Steve Wallace. Los 49ers fallaron un FG de 19 yardas por un error en el centro. Ninguna de las dos ofensivas funcionaron en la primera mitad, y el marcador del Super Bowl XXIII al medio tiempo estaba 3-3.

 

Para la segunda mitad del partido los Bengals comenzaron un un dominante drive de 9 minutos que terminó en un FG. La ofensiva de los 49ers seguía sin funcionar, pero una intercepción de Bill Romanowski logró que San Francisco pudiera empatar al casi al final del tercer cuarto.  En la siguiente jugada Stanfond Jennings se escapó 93 yardas en el regreso de kickoff para darle la delantera a los Bengals 13-6.

 

En ese momento fue cuando la ofensiva de San Francisco despertó de su letargo. Los 49ers montaron una espectacular serie ofensiva de 85 yardas en donde Rice continuó con su dominante actuación, atrapando una notación de 14 yardas para empatar el partido a 13. San Francisco volvió a recuperar el balón gracias a su defensiva, pero fallaron el segundo FG del partido, por lo que el marcador se mantuvo empatado.

 

Después del error de los 49ers el campeón de la AFC capitalizó en un FG una serie ofensiva de 10 jugadas y 46 yardas para retomar el liderato del paritdo.

 

Este juego sirvió para cimentar la leyenda de Joe Montana como uno de los mejores QB de todos los tiempos. Con tan sólo 3:10 por jugar y perdiendo 16-13, “Joe Cool” hizo una de las series ofensivas más grandes de todos los tiempos, al recorrer 92 yardas hasta la zona de anotación. En este link pueden revivir ese gran momento en la historia de a NFL

 

 

Después de esa serie tanto Wyche como Boomer Esiason sabían que el partido estaba terminado y que por segunda ocasión los 49er le quitaron a los Bengals la oportunidad de conseguir el trofeo Vince Lombardi

 

Al final del encuentro y en medio de todas las celebraciones, un agotado Bill Walsh sabía que este sería su último partido. El Genio de la NFL, el arquitecto de la dinastía más poderosa de la liga en los 80 y de un esquema ofensivo que cambió por completo la forma de jugar este deporte, rompió en llanto ya que a pesar de haber logrado un improbable título (la temporada estaba casi perdida con una marca de 6-5) su cuerpo y su mente ya no podían más con el sufrimiento constante de cada temporada.

Ulises Harada

Desde principios de los 90 pasaba las tardes de domingo frente al televisor viendo partidos de NFL y desde entonces profesa el 'arrowhead pride'. Socio Fundador de Primero y Diez en donde es pieza fundamental en el trabajo editorial y comercial. Día a día, sin importar dónde esté, escribe, discute y analiza lo que sucede en la liga.


Publicaciones Relacionadas