Conociendo a John Harbaugh

Por Mario Patiño

 

Una de las historias más interesantes de este Super Bowl XLVII es el enfrentamiento entre los hermanos Harbaugh. Muchos ya conocíamos a Jim “Captain Comeback” Harbaugh de sus años como QB, principalmente sus participaciones con Bears y Colts.  La mayoría de nosotros supo del otro Harbaugh hace 5 años cuando fue nombrado Head Coach de los Baltimore Ravens.

 

La infancia de Harbaugh no fue muy estable, la familia no permanecía mucho tiempo en un solo lugar. Su padre era un Coach en ascenso y eso representaba cambios de trabajo frecuentes en base a las ofertas de trabajo.

 

La familia se mudó de Ohio a Iowa, de ahí a Michigan, todo en un lapso de una década. La rivalidad con Jim era natural, en alguna ocasión John escaló al campanario de una iglesia y Jim trató de hacer la misma hazaña un año después, ¿el resultado? John tuvo que escalar para rescatar a Jim. No siempre hubo rivalidad, cuando su padre fue asistente en la universidad de Michigan, él y Jim eran voluntarios en el equipo de la universidad.

 

John jugó colegial en los “RedHawks” de Miami (Ohio) University, conocida como  “Cuna de Coaches”. A diferencia de Jim, él no jugó en la NFL, inició su carrera como coach en 1984 en la universidad Western Michigan (coach de RBs y LBs), posteriormente trabajó en las universidades de Pittsburgh (coach TEs – fue discípulo de Sid Gillman), Morehead State (equipos especiales y DBs), Cincinnati (equipos especiales) e Indiana (equipos especiales y DBs).

Durante su estancia en la Universidad de Cincinnati (90´s) se dio uno de los capítulos más destacados de la dinastía Harbaugh: Jack Harbaugh, padre de los hermanos Harbaugh, era HC en la Universidad de Western Kentucky, el programa estaba a punto de ser dado de baja después de una serie de temporadas perdedoras y todo parecía perdido para Jack Harbaugh, fue entonces que sus hijos armaron un método para reclutar jugadores, John armaba una lista de jugadores de segundo nivel que no serían reclutados por Cincinnati y Jim (aún activo en la NFL) los reclutaba directamente durante el offseason. Con esto el talento del equipo fue renovado y el programa pudo ser rescatado gracias a 10 temporadas ganadoras consecutivas, y no sólo eso, el esfuerzo se coronó con el campeonato nacional de Jack Harbaugh en el 2002.

 

El esfuerzo de John finalmente lo llevó a la NFL en 1998, Ray Rhodes (HC en Philadelphia) lo llevó a su staff como coordinador de equipos especiales, él fue uno de los 4 asistentes que fueron retenidos por Andy Reid en 1999. John subió a los equipos especiales de Philadelphia del lugar 29 al 1 de la NFL en tan sólo en cuatro temporadas y sus equipos especiales frecuentemente eran de los mejores en la NFL.

 

En el 2008, a pesar de nunca haber sido coordinador ofensivo/defensivo o head coach de algún programa colegial destacado, Harbaugh fue nombrado Head Coach de los Ravens. Antes de contratarlo, los Ravens pidieron referencias del energético John. “¿Tomamos un riesgo al contratar a John? Para distinguirte de los demás, creo que tienes que estar dispuesto a hacer cosas que los demás no harían”, declaró el dueño de los Ravens Steve Bisciotti. “Evidentemente contratamos a la persona correcta”.

 

El récord de Harbaugh con los Ravens es bastante bueno (54-26 con porcentaje de .675) y ha llevado a su equipo a playoffs en sus 5 temporadas al mando. Es el único HC en la historia de la NFL con al menos 1 victoria en playoffs en 5 temporadas consecutivas (marca global en playoffs 8-4). Ha llevado a los Ravens a la Final AFC en 3 temporadas. En 2008 implantó el récord de victorias para un HC novato con un QB novato (13). Durante su estancia (y con las evaluaciones de Ozzie Newsome) se han seleccionado talentos como Joe Flacco, Ray Rice, Torrey Smith, Dannell Ellerbe y Paul Kruger.

 

No todo ha sido fácil para John en Baltimore. A su llegada se encontró con un equipo talentoso pero indisciplinado, en sus propias palabras tuvo que “pasar las pruebas de confianza y credibilidad con el equipo”.

 

Durante la huelga previa a la temporada 2011, Ed Reed declaró a ESPN que originalmente los jugadores querían a Rex Ryan como HC, no a John. En esa misma temporada surgieron rumores sobre ciertos agentes libres que preferían jugar en otros equipos a hacerlo bajo el mando del demandante Harbaugh.

 

Otra de las situaciones difíciles para John fue en esta misma temporada, después de ser apaleados por los Texans en la semana 7 (43-13), Harbaugh decidió tener entrenamientos al estilo training camp (todos equipados), la respuesta fue una mini-rebelión del equipo (liderados por los veteranos Reed y Pollard). John supo manejar la crisis y en lugar de endurecer su postura, decidió dialogar con sus jugadores. Esa catarsis ayudó al equipo a relajarse y puede ser una de las razonas por las que finalmente estén de regreso en el Super Bowl. En la AFC también está funcionando el método Harbaugh.

 

El martes durante el Media Day, Deion Sanders le preguntó si cuando niños él y Jim soñaban con ser rivales en el Super Bowl, la respuesta de John: “claro, pero no éramos coaches… yo era el mayor y ganaba en la mayoría de las ocasiones”.

 

John, como fan de los 49ers espero que esta no la ganes.

Luis Obregón

Consumidor ávido de contenidos escritos, auditivos y visuales de los temas más diversos que después pone al servicio de la creación de materiales en distintas plataformas. Socio Fundador de Primero y Diez, donde es Editor del sitio y Productor de los espacios auditivos. Por haber tenido una niñez noventera, todavía hasta la fecha, es acérrimo aficionado de los Dallas Cowboys.


Publicaciones Relacionadas