Los récords que peligran esta temporada

Por Luis Obregón

 

Hemos presenciado historia en más de una ocasión en esta temporada con lo hecho por Andrew Luck al conseguir 4,101 yardas por pase y convertirse en el novato con un número más alto en esa categoría, también sabemos que en esta ocasión será la primera temporada en la historia de la liga en la que tres quarterbacks novatos estarán en postemporada, (Luck, Griffin y Willson).

 

A pesar de ese dicho popular que reza que la NFL es una liga de quarterbacks, nuestros ojos están puestos en dos récords que podrían caer este domingo y no tienen que ver con los que lanzan el balón (o por lo menos no del todo): el de más yardas por tierra y el de más sacks en una sola campaña.

 

Las situaciones son ideales para disfrutar de tres encuentros que tienen implicaciones de playoffs, son duelos divisionales, se disputan en la última semana y podrían escribir un nuevo capítulo de la historia de la liga. Así se las gasta la NFL para tenernos al borde de nuestro asiento cada fin de semana desde septiembre hasta febrero.

 

Adrian Peterson corriendo tras Eric Dickerson

El estilo de acarrear el balón de Adrian Peterson es algo simplemente maravilloso, tiene la habilidad de hacer cortes en espacios reducidos, la fuerza para castigar al tackleador y no ser detenido al primer contacto y una vez que llega al segundo nivel de la defensiva es muy difícil de atrapar debido a su gran velocidad.

 

Todos conocemos el hecho de que la temporada pasada en la penúltima semana sufrió una lesión en los ligamentos de la rodilla, de la cual muchos jugadores no se pueden recuperar por completo en el resto de su vida, algunos regresan al campo pero no vuelven a alcanzar su máximo nivel, este no es el caso de ‘All Day’ Peterson, que no obstante que volvió a tiempo para ser titular en la semana 1 de esta temporada, juega sin ninguna clase de protección en la rodilla reconstruida. Actualmente, él es la ofensiva de los Vikings.

 

¿Qué hizo Eric Dickerson al imponer el récord?

A los 24 años, después de haber brillado como novato un año antes, Dickerson acarreó el balón un total de 379 veces, consiguió 2,105 yardas y 14 TDs, siendo su escapada más larga de 66 yardas, promedió 5.6 yardas por acarreo y tuvo 11 partidos de más de 100 yardas. A estos números le agregó 23 recepciones para 139 yardas y 14 fumbles, lo que le dio 2,244 yardas totales. Cuando consiguió este récord, OJ Simpson era el corredor con más yardas en una temporada con 2,003, pero en la semana 15 contra los Houston Oilers, Dickerson hizo historia, una que se mantiene hasta 28 años después y peligra este domingo.

 

¿Qué tan lejos está Adrian Peterson?

En su sexto año en la NFL, a sus 27 años de edad, en 15 partidos, ‘Purple Jesus’ Peterson ha acarreado el balón en 314 ocasiones, ha conseguido 1,898 yardas y 11 touchdowns, con dos escapadas de 82 yardas, promedia 6 yardas por acarreo y lleva un total de 9 partidos con más de 100 yardas. Además ha recibido 39 veces el balón para 215 yardas y sólo ha soltado el balón en cuatro ocasiones consiguiendo 2,113 yardas totales.

 

Lo que estos números nos dicen es que Peterson ha realizado 65 acarreos menos que Dickerson y está a 207 yardas de romper el récord. Las posibilidades de lograrlo están en el aire, ya que este domingo los Vikings reciben en casa a los Packers que actualmente son la defensiva terrestre número 14 de la liga, pero lo verdaderamente importante es que en esta temporada, Peterson ha corrido para más de 200 yardas en dos ocasiones y una de ellas fue en la semana 13, cuando enfrentó a los Packers.

 

Con un partido de más de 102 yardas ya entrará al selecto club de las 2,000 yardas, pero él tiene la mira puesta en Dickerson.

 

Aldon Smith, JJ Watt y hasta Von Miller tras la cabeza de Michael Strahan

Si duda alguna los mejores pass rushers de esta temporada, lo que ha hecho cada uno por su parte tiene méritos distintos pero igualmente valiosos. Todos ellos de la clase del Draft de 2011, desde el año pasado mostraron muy buenas cosas, pero ha sido este, su segundo en la NFL, que han comprobado que de verdad valen la pena.

 

¿Qué hizo Michael Strahan al imponer el récord?

En el año en el que los Giants llegaban como los campeones de la NFC después de haber sido derrotados por los Ravens en el Super Bowl, Strahan, con 30 años de edad, registró 22.5 sacks en 16 partidos, a lo que sumó dos pases bateados, 6 fumbles forzados, 1 recuperado y 1 anotación. El récord, cuando él lo rompió pertenecía a Mark Gastineau, quien registró 22 sacks en la temporada 1984 (también el año de Dickerson). El momento en el que registró la última captura, es recordado porque en el partido de la semana 17 los Green Bay Packers (contra quienes Peterson podría romper el récord este fin de semana) habían contenido perfectamente a Strahan y de pronto Brett Favre cooperó tirándose al piso antes de ser tackleado en una jugada que dejó pensando que todos (incluidos los Packers) querían que rompiera el récord.

 

¿Qué tan lejos están los cazadores?

Escasas horas antes de comenzar el draft 2011 la gran mayoría de los mock drafts tenían a Marcell Dareus yendo a Denver, sin embargo decidieron ir por Von Miller y dos años después el movimiento se ha comprobado genial. Este hombre se ha complementado con Elvis Dumervil para reforzar a una defensiva bastante sólida y capaz de poner a su ataque en circunstancias muy benéficas.

 

En 15 partidos, ha acumulado 17.5 sacks, 3 pases desviados, 1 intercepción, 6 fumbles y 1 touchdown. En este momento está a 5 sacks de empatar el récord de Stahan y en la semana 17 recibirá en casa a un equipo de Kansas City que ha permitido 36 sacks en toda la temporada (el 12 más alto), es decir 2.5 por partido. Lo más que ha conseguido en esta temporada han sido 3 sacks y en el primer duelo contra los Chiefs registró sólo uno. Para apropiarse de ese récord algo extraordinario tendría que pasar aunque la posibilidad existe.

 

Por su parte Aldon Smith forma parte de un gran equipo defensivo lleno de estrellas que no quiero mencionar porque tendría que poner mínimo nueve nombres más, esto le permite brillar más de lo que por sí mismo podría hacerlo con ese gran talento que tiene, sus características son ideales para jugar su posición, con un físico atlético, unos brazos tremendamente largos y un motor incansable. Seleccionado en con el pick número 7 global, se ha convertido en parte importante de la que hoy es, según el consenso, la mejor defensiva de la liga.

 

Actualmente tiene 19.5 sacks en 15 partidos, 2 pases desviados y 3 fumbles forzados. La distancia que lo separa de empatar el récord son sólo 3 unidades y este fin de semana recibirá a los Arizona Cardinals que son el equipo que más sacks ha permitido en toda la liga con 56 (3.7 por partido). Su número más alto de la temporada han sido 5.5 sacks contra los Bears, en el duelo de visitante contra Arizona registró dos. Si podemos decir algo en su contra es que llegará a este encuentro después de dos partidos consecutivos sin registrar ni una sola captura. ¿Será posible que rompa el récord? Creo que sí.

 

Finalmente está JJ Watt, cuyo caso es distinto al de los otros dos jugadores, ya a pesar de que los tres equipos juegan en defensiva 3-4, tanto Miller como Smith son Outside Linebackers, lo que implica que tienen oportunidades más naturales para ir por el QB contrario, mientras que Watt es Defensive End, posición que usualmente es requerida para parar la carrera y absorber bloqueos. Sin importar esta preconcepción, Watt se ha convertido en una verdadera pesadilla para los pasadores debido a que pone presión directamente en sus caras y les cierra las líneas de pase.

 

En los 15 partidos que ha jugado, acumula ya 20.5 sacks, 15 pases desviados, 4 fumbles forzados y 2 recuperados. Números verdaderamente increíbles. Sólo tiene 2 sacks por conseguir para empatar la marca y en el último partido de la temporada regular visitará a unos Indianapolis Colts que han permitido 40 sacks en lo que va de la campaña (10 más alto), es decir 2.7 por partido. En dos ocasiones en la temporada Watt ha conseguido 3 sacks, su registro más alto, y una de ellas fue en la semana 15 contra los Colts. ¿Lo logrará? Creo que sí.

 

En este caso, es posible que veamos algo similar a lo que ocurrió la temporada pasada con el récord de Dan Marino, el cual fue rebasado no por uno, sino por dos jugadores.

Luis Obregón

Consumidor ávido de contenidos escritos, auditivos y visuales de los temas más diversos que después pone al servicio de la creación de materiales en distintas plataformas. Socio Fundador de Primero y Diez, donde es Editor del sitio y Productor de los espacios auditivos. Por haber tenido una niñez noventera, todavía hasta la fecha, es acérrimo aficionado de los Dallas Cowboys.