10 sorpresas de la semana 6 de la NFL

Por Ulises Harada

Sin duda la NFL es el deporte más impredecible queexiste, o por lo menos en donde podemos ver grandes sorpresas de forma constante. Es por eso que es tan apasionante, ya que no importa que tu equipo sea de los peores, siempre hay la esperanza que puede salir a jugar y a ganar contra cualquiera. Para muestra está la semana 6 de la NFL, que dejó una gran cantidad de sorpresas (y si no vean nuestros expert picks) y la ilusión de que casi cualquier equipo está para competir.

 

Sorpresa 1: Tennessee Titans

¿Remember the Titans? Ese equipo, que había sido humillado en cada partido que había jugado, recibió a los Steelers en lo que parecía ser un juego de trámite y de la mano de una gran actuación de Matt Hasselbeck (y un poco de suerte) lograron un triunfo muy cerrado y, sobre todo, hundir a unos Steelers que simplemente no pueden ganar fuera de casa este año.

 

Sorpresa 2: Los Jets dominan por completo a los Colts

Justo cuando todos estábamos a punto de dar por muertos a los Jets, que pedíamos a Tim Tebow y que continuaba el recuerdo del gran comeback de los Colts vs Green Bay de la semana pasada, los Jets dieron una gran actuación y ganaron sin problemas al equipo de Andrew Luck. Greene les corrió por encima, la defensiva jugó espectacular sin Darrelle Revis y Sanchez tuvo una actuación limitada pero sin dificultades.

 

Sorpresa 3: Cleveland consigue su primera victoria de la temporada.

No es tanta sorpresa, pero los Browns, jugando bien y con un QB como Brandon Weeden que ha mostrado que fue justificada su selección en la primera ronda, caminaron sobre la defensiva de los Bengals y mostraron que es un equipo que tiene potencial si es que los cambios que vienen para esta franquicia no son en extremo radicales.

 

Sorpersa 4: El comeback de Detroit en Philadelphia

En el juego en que le costó la cabeza al coordinador defensivo Juan Castillo, Philadelphia tenía una ventaja de 10 con cinco minutos por jugar ¿Cómo es posible perderla? Simplemente con un pésimo playcalling y con una defensiva que no supo que todas las jugadas de los Lions iban a ir a Megatron. Los Eagles simplemente no están preparados para dominar los juegos que realmente tienen que dominar. Este no es un equipo de Playoffs.

 

Sorpresa 5: El juego de Baltimore vs Dallas

Uno de los partidos más entretenidos y frustrantes a la vez. La primera sorpresa es que la defensiva de los Ravens ya sólo vive de la fama de la década pasada, los Boys les corrieron por encima y estuvieron a punto de ganarles el partido, de no ser por el clock management de Jason Garrett o de las manos de Dez Bryant (eso no es tanta sorpresa). La segunda sorpresa fue el gran intento de comeback de los Cowboys, no sólo por el primer drive que logró Tony Romo que terminó en TD, si no por la falta de concentración de Dez Bryant al soltar un pase clarísimo de conversión. Las sorpresas continuaron en este juego con la gran ejecución de patada corta de los Boys, sólo para que fallaran el FG de la victoria mientras se extinguía el reloj de juego. Ni los Ravens son tan buenos ni los Cowboys tan malos.

 

Sorpresa 6: Las defensivas se imponen a las ofensivas

Seattle es el lugar más difícil para jugar en toda la NFL, por lo menos eso parece. En casa los Seahawks han nulificado a los dos últimos MVP de la NFL (Aaron Rodgers y Tom Brady) y la defensiva de Seattle se ve como una de las mejores, golpeando, intimidando e imponiéndose a cualquiera que pise su casa. Para mí este resultado no fue tanta sorpresa, pero lo que si fue impresionante fue la madurez que mostró Russell Wilson, mi candidato para novato del año, al realizar el comeback, incluyendo ese perfecto pase profundo a Sidney Rice. Ahora Seattle tiene un juego clave vs San Francisco el jueves.

 

Sorpresa 7: Los campeones de la NFL dejan su marca en San Francisco… otra vez

Muchos, incluyéndome, pensamos que San Francisco tiene el mejor equipo de la NFL y que era el candidato más sólido para llegar al Super Bowl. Después de lo que pasó en el Candlestick Park el domingo anterior tenemos que recordar que por algo los Giants son los campeones. Eli Manning y la defensiva de New York dominaron a los 49ers en un juego clave para el seeding de la NFC. Alex Smith, con presión, se vio como un QB normal que no puede mandar pases profundos, mientras que Eli Manning simplemente es enorme en los momentos de más presión.

 

Sorpresa 8: ¿No que los Vikings eran buenos?

Justo cuando comenzamos a creer en que Minnesota puede ser un contendiente esta temporada, los Vikings pierden un juego que debieron de haber ganado. Su defensiva terrestre fue humillada por RG3, quien tuvo una escapada de 76 yardas para TD que selló por completo la victoria. Minnesota ha perdido este año contra Luck y contra Griffin, mientras que le ganó fácil a San Francisco. Por cierto, RG3 parece estar bien después del golpe que sufrió la semana pasada.

 

Sorpresa 9: Humillación al equipo más completo de la NFL en casa

Yo creí que los Packers iban a ganar este partido, pero no de esa forma. Los Texans se habían mostrado como un equipo completo que dominaba a sus rivales, mientras que los Packers estaban al borde de la eliminación. En este partido Green Bay se vio como el equipo del año pasado, dominante, metódico y con un Aaron Rodgers imparable, mientras que los Texans fueron completamente aplastados en todos los niveles. ¿Tanto pesará la ausencia de Brian Cushing?

 

Sorpresa 10: Dos partidos completamente distintos en MNF

Sólo un coach en este mundo puede desperdiciar una ventaja de 24-0 al medio tiempo en casa: Norv Turner. Para los que disfrutamos de este partido, fueron dos juegos completamente distintos. La primera mitad todo le salió bien a los Chargers, quienes con un sólido nivel de ofensiva y defensiva parecía que tenían prácticamente amarrada la AFC West. Con lo que no contaban era con una actuación magnífica de la defensiva de Denver, que se robó seis balones de Philip Rivers. La ejecución de los Chargers fue muy pobre, y el playcalling de Turner fue aún peor. Si después de este tipo de Meltdowns San Diego aún mantiene a su head coach es que algo está muy mal en South California.

Ulises Harada

Desde principios de los 90 pasaba las tardes de domingo frente al televisor viendo partidos de NFL y desde entonces profesa el 'arrowhead pride'. Socio Fundador de Primero y Diez en donde es pieza fundamental en el trabajo editorial y comercial. Día a día, sin importar dónde esté, escribe, discute y analiza lo que sucede en la liga.