¿Existe la maldición del Madden?

Por Benjamín Valdivia

Este es un tema que surge cada año, sobre todo cuando está a votación la siguiente portada del videojuego de EA Sports “Madden”; y es que como ya conocemos, la portada estará entre Calvin Johnson Jr., WR de los Detroit Lions, y el novato ofensivo de la temporada pasada QB Cam Newton de los Carolina Panthers.

Pero aquí lo interesante es saber si realmente existe la maldición del Madden

Este juego que existió a partir de 1988 con el nombre de John Madden Football y que no tuvo licencia de la NFL para agregar los nombres reales de jugadores y franquicias hasta 1994. El primer jugador en aparecer en la portada fue Garrison Hearst en 1999 y el siguiente año con Dorsey Levens aparecieron en Europa para promocionar el juego.

Pero fue hasta el año 2002 donde nació la famosa “Maldición del Madden”  con Daunte Culpepper quien vestía el uniforme de los Vikings y que venia de ser el uno de los jugadores más dominantes de la NFL. En esa temporada se perdió casi todo el año debido a una lesión.

Continuamos la lista en el 2003 con Marshall Faulk, quien tampoco pudo terminar el año y en la edición 2004 le toca el turno a Michael Vick, QB de Atlanta, y quien poco después de la votación sufrió una fractura de tobillo en el training camp.

2005 fue el año donde debutó un jugador a la defensiva, con el caso de Ray Lewis que es de los pocos que se libraron de esta maldición, aunque su nivel de juego bajó más de lo esperado.

En el 2006 Donovan McNabb lució en la portada pero también se lesionó de manera grave al inicio de la temporada. Con esto ya se iba formando la leyenda de que existía una maldición con la portada de este juego.

En 2007 le tocó el honor a Shaun Alexander, quien a mi parecer fue el que más ha sufrido más por esta maldición. Después de  tener una gran temporada con su equipo (Seattle), en donde estableció un record de más TD por tierra, después de salir en la portada se lesionó, simplemente no fue el mismo y terminó su carrera de forma poco gloriosa.

La temporada 2008 Vince Young fue el elegido y después de lesionarse sufrió una depresión que no lo ha dejado ser el mismo de antes y quien sabe si lo logre. Pasó de ser una promesa para el futuro de la liga a un QB suplente con problemas de actitud.

En 2009 se le quería rendir tributo a un histórico jugador hasta ese momento estaba retirado como Brett Favre, pero días después del anuncio de EA Sports, Brett decidió, por primera vez, regresar a la NFL. Aunque no se perdió ningún partido por lesión, terminó como líder de la NFL en intercepciones y su equipo, los Jets, no calificaron a los Playoffs.

Al año siguiente, 2010, por primera vez la portada era compartida por dos jugadores, Larry Fitzgerald y Troy Polamalu. Desafortunadamente a uno de ellos le fue muy mal por lesiones (Polamalu), por lo cual se pensó que la maldición aún seguía en pie.

Para la temporada 2011 se designó a Drew Brees por motivos comerciales y creo que este jugador salió librado, ya que después de ganar el Super Bowl un año antes, su equipo calificó a Playoffs y Brees no se lesionó, aunque perdieron en primera ronda contra un equipo como Seattle, en papel muy inferior a sus Saints.

En 2012 se decidió abrir por primera vez al público la oportunidad de elegir al jugador de la portada. Peyton Hillis sorprendió y ganó la votación, aunque el año pasado fue de pesadilla por lesiones, problemas de contrato y rendimiento en el terreno de juego.

¿Existe una maldición de Madden? Pues aunque no hay nada comprobado, hay muchas coincidencias. Si eres fan de Detroit o Carolina ¿votarías por tu jugador o por primera vez estarías en contra de tu equipo con tal de esquivar “La Maldición del Madden”?

  • epsilonrequiem

    yo si creo en la maldicion.. por eso no queria que ganara Victor Cruz …

Ulises Harada

Desde principios de los 90 pasaba las tardes de domingo frente al televisor viendo partidos de NFL y desde entonces profesa el 'arrowhead pride'. Socio Fundador de Primero y Diez en donde es pieza fundamental en el trabajo editorial y comercial. Día a día, sin importar dónde esté, escribe, discute y analiza lo que sucede en la liga.


Publicaciones Relacionadas