El efecto Peyton Manning en Denver

Por Ulises Harada

Desperté con la noticia de que Peyton Manning será un Bronco de Denver (lo cual arruinó mi plan de descansar este puente) y, además de todo el frenesí de información que se desató en Twitter, Facebook, la cobertura de 20 mil horas de NFL Network y las juntas de emergencia de Primero y Diez, he decidido detenerme a responder cinco preguntas que todos ustedes seguro se han hecho una vez que se ha asimilado lo de Peyton Manning.

¿Ahora qué pasa con Tim Tebow?

Tebow nunca fue del agrado de John Elway. El fue un producto de Josh McDaniels y su popularidad obligó a que los Broncos lo pusieran como titular y, contra todos los pronósticos, Denver empezó a ganar y se metió de forma milagrosa a los Playoffs. No sólo eso, también le ganaron a los Steelers y avanzaron mucho más de lo que todos esperamos. Después de eso John Elway dijo que Tebow era la respuesta a largo plazo… hasta que Peyton Manning estuvo disponible.

Ahora que los Broncos tienen a su “quarterback del futuro” Tebow no puede estar en los planes de Denver, sobre todo por la popularidad de un jugador que si hipotéticamente Manning está jugando mal, podría mandarlo a la banca (y el universo como lo conocemos explotaría). Por eso es que lo deben de mandar lo más lejos que se pueda, en este caso Miami sería una opción interesante, aunque no creo que Denver obtenga mucho por él debido a la desesperación del equipo por deshacerse del él.

¿Denver tiene el suficiente talento para ayudar a Manning?

No. La línea ofensiva de los Broncos es regular, sobre todo fuera de Ryan Clady. Es cierto que van a ir por Jeff Saturday y que aún puede dar una buena temporada, pero el problema es que los WR de los Broncos no son espectaculares (como lo era Reggie Wayne), no existe un TE confiable en Denver. Fueron la mejor ofensiva por tierra el año pasado, pero eso se debe a que ningún equipo corrió tanto como ellos y gracias al factor Tebow. Este año es esquema va a cambiar por completo.

Las buenas noticias es que Denver aún tiene el dinero suficiente para invertir en jugadores, pero no hay mucho disponible en el mercado. Lo más seguro es que los Broncos busquen arrancarle a los Steelers a Mike Wallace, lo cual les costará una selección de primera ronda. Fuera de eso no hay mucho material disponible.

¿Qué tanto tuvieron que ceder los Broncos para obtener a Manning?

Control. A la ofensiva todo se va a hacer como quiera Peyton Manning. Así les pasó a Jim Mora, Tony Dungy y Jim Caldwell. John Fox se va a encargar de hacer a la defensiva de los Broncos medianamente decente, pero no duden si Tom Moore llega como consultor ofensivo al equipo.

¿Le funcionará a John Elway el movimiento?

Está por verse. Por el momento tienen 3-4 años para conseguir un título, si no va a ser un rotundo fracaso. Dudo que este año los Broncos tengan el potencial para competir por el Super Bowl. A diferencia de la AFC South, la división de los Broncos está muy competida (San Diego, Oakland y Kansas City tienen equipos bastante buenos). El problema en Denver es que están hipotecando el futuro del equipo por un jugador que, tan bueno como puede ser en temporada regular, en playoffs siempre ha quedado a deber. Si John Elway tiene la fórmula mágica para conseguir el Super Bowl a los 37 y 38 años seguro será un éxito el factor Manning.

¿Realmente los Broncos pueden conseguir un Super Bowl con Peyton Manning?

Esta temporada lo dudo, incluso no sorprendería que los Broncos terminen en el fondo de su división. Pero tienen un par de años para reforzarse y ser una potencia en la AFC, con los Steelers y los Pats ya no tan dominantes como en temporadas anteriores, todos los equipos tienen una oportunidad y si Manning se mantiene sano pueden ser los Broncos, aunque personalmente lo dudo, ya que la época de Peyton Manning ya pasó. Es cierto que Favre estuvo muy cerca de conseguir el título, pero las condiciones de los Vikings del 2009 (que sólo les faltaba un QB y el domo) y los Broncos del 2012 son completamente distintas.

Ulises Harada

Desde principios de los 90 pasaba las tardes de domingo frente al televisor viendo partidos de NFL y desde entonces profesa el 'arrowhead pride'. Socio Fundador de Primero y Diez en donde es pieza fundamental en el trabajo editorial y comercial. Día a día, sin importar dónde esté, escribe, discute y analiza lo que sucede en la liga.


Publicaciones Relacionadas