2007 y 2011. ¿Se repite la historia para los Giants?

Por Luis Obregón

Desde que los New York Giants pasaron a ser contendientes a postemporada este año algunos, me incluyo en ese grupo, comenzamos a ver similitudes con aquél equipo que hace cuatro años en la temporada 2007 logró acabar con el sueño de perfección de los New England Patriots y se llevó el campeonato a casa.

Existen similitudes y también diferencias entre los dos equipos que a continuación reviso para poder dar un juicio argumentado:

Desempeño en temporada regular


En temporada regular, el equipo de 2007 fue más dominante, terminando con un récord de 10-6 gracias a una muy buena racha entre la semana 3 y la 8 en la que hilaron 6 victorias consecutivas antes de su semana de descanso. En esta racha vencieron a sus rivales por un marcador global de 152-79, siendo su mayor margen de diferencia un 31-10 en contra de Atlanta como visitantes. Ese año tuvieron como rivales al Este de la Americana, al Norte de la Nacional, a Atlanta y a San Francisco.

En su división tienen un poco de todo, ya que barren con los Eagles, dividen con los Redskins y son barridos por los Cowboys, lo que eventualmente les da un récord de 10-6 en la temporada y califican como el quinto sembrado.

En 2011 los Giants fueron el ejemplo de la inconstancia, ya que cuando parecía que el equipo comenzaba a enrracharse venía una inesperada derrota, como la de la semana 5 en contra de un equipo de Seattle que tuvo que hacer un largo viaje a New York y aun así dio la sorpresa. Lo peor de la campaña vino cuando perdieron cuatro partidos consecutivos de la semana 10 a la 13 contra San Francisco, Philadelphia, New Orleans y Green Bay, con una defensiva que permitió 131 puntos en esos encuentros. Sus rivales en la campaña fueron de nuevo el Este de la Americana, el Norte de la Nacional, New Orleans y Green Bay.

Un vez más en su división vuelven a tener de todo, barriendo a los Cowboys, dividiendo con los Eagles y siendo barridos por los Redskins. Esto les dio un record de 9-7, el campeonato de la división y los calificó como el cuarto sembrado.

Estilo de juego

En este aspecto es donde más divergencias podemos encontrar entre los dos equipos, sin embargo en general podremos apreciar también algunas similitudes.

En 2007 los Giants eran un equipo que se apegaba completamente a la vieja receta de tener buena defensiva y correr bien el balón. Fueron la defensiva total número 7, por tierra la número 8 y por aire la número 11. Mientras que al ataque eran de los peores lanzando, siendo la número 21, pero la número 4 por carrera, lo que los colocó a media tabla en ofensiva total siendo la 16.

Brandon Jacobs rebasó las 1,000 yardas en la temporada, Osi Umenyiora fue el quinto mejor en sacks con 13.5, a lo que se le agregaron otros 10 de Justin Tuck y nueve más de Michael Strahan. Esto comprueba la afirmación de establecer ataque terrestre y defender bien.

Mientras tanto el equipo de 2011 estuvo mucho más orientado al pase y a ser más explosivo tratando de poner puntos en el marcador rápidamente dejando un poco de lado la calidad defensiva en la secundaria y los linebackers, prueba de ello es que terminaron siendo la defensiva total número 27, la 29 defendiendo el pase y la 19 contra la carrera. Al ataque terminaron siendo el número 8 en total, el número 5 por aire y el peor ataque terrestre de la liga.

Estos factores se reflejaron en números individuales para Eli Manning que tuvo 4,933 yardas totales siendo el cuarto mejor, al igual que para Victor Cruz quien tuvo 1536 yardas totales siendo el tercero mejor de la liga. A la defensiva la línea continuó siendo su fuerte y Jason Pierre-Paul terminó como el cuarto mejor de la liga con 16.5 sacks a lo que se le sumaron otros nueve de Osi Umenyiora.

Una de las constantes en ambas temporadas es el juego de Eli Manning, quien cuando sale inspirado se convierte en uno de los mejores quarterbacks de la liga, sin embargo, igualmente puede salir a dar un partido de cuatro intercepciones que le cuesten la victoria a su equipo.

No obstante, tanto en 2007 como en 2011 ha demostrado su capacidad de ser clutch, ya que en la temporada 2007 consiguió seis regresos en el último cuarto, cuatro de ellos en temporada regular, más uno en la final de conferencia contra los Packers y el último y tal vez más espectacular en el Super Bowl. La hazaña la repitió esta temporada consiguiendo el mismo número de regresos pero tan sólo en temporada regular.

En la temporada de campeonato, Plaxico Burress era el receptor estrella del equipo que cargaba con prácticamente todo el peso del ataque aéreo, sin embargo en esta temporada el cuerpo de receptores es de lo más completo que hay con Victor Cruz, Hakeem Nicks y Mario Maningham. Mientras que sus corredores siguen siendo Brandon Jacobs y Ahmad Bradshaw, que cuando están sanos y se lo proponen pueden seguir siendo peligrosos.

La última y más obvia de las constantes es el supremo nivel de juego de la línea defensiva que apabulla a los pasadores contrarios y defiende muy bien la carrera.

Desempeño en playoffs

En 2007 al calificar como comodín tuvieron que ir como visitantes todos los partidos de postemporada. El camino inició en Tampa Bay en dende vencieron a los Bucs, 24-14 en un partido en donde los tres balones entregados por parte de Tampa marcaron la diferencia.

Después visitaron Dallas para enfrentar al equipo que parecía favorito en la NFC. El partido fue muy cerrado y finalmente en la última serie ofensiva Tony Romo lanzó una intercepción en la zona de anotación rival sellando la victoria de los Giants 21-17 en un partido en el que la defensiva ya lucía muy bien limitando a uno de los mejores ataques del momento a sólo 17 puntos.

La final de conferencia fue en Green Bay en donde Brett Favre perseguía un campeonato para poder retirarse en la gloria, los Packers entraban como favoritos, pero de nuevo lo Giants dieron la sorpresa con una defensiva dominante que sólo permitió 20 puntos y presionó todo el día al Favre, obligándolo a que su último pase con el uniforme de los Packers fuera una intercepción que selló la victoria de los Giants 23-20.

Finalmente vino el Super Bowl en donde se enfrentaban a unos Pats que tenían las maletas listas para mudarse a “Perfection Land” junto con los Dolphins del 72. El ataque de New England se vio completamente frustrado ante la presión constante que la línea defensiva de los Giants puso durante todo el partido, limitando a uno de los mejores ataques de la historia de la liga a sólo 14 puntos. Con una excelente serie ofensiva aderezada con una espectacular atrapada de David Tyree que terminó con un pase de touchdown a Plaxico Burres, los Giants se coronaron como campeones.

En los cuatro partidos de postemporada la defensiva se combinó para ocho sacks totales y muchas más presiones y golpes a los quarterbacks contrarios.

La historia se está escribiendo de manera similar en 2011. En esta ocasión al calificar como cuarto sembrado recibieron en la ronda de Wildcard a los Atlanta Falcons en el Met Life Stadium y la defensiva puso una soberbia actuación en el campo al no permitir puntos a un buen ataque como el de los Falcons, la ofensiva hizo lo suyo involucrando a todas sus armas y los vencieron 24-2.

El camino pasó de nuevo por Green Bay contra los campeones defensores que tenían todo para repetir esta temporada, sin embargo una vez más la defensiva sofocó por completo a uno de los mejores ataque de la liga, sacaron provecho de los errores de los Packers y los vencieron 37-20.

El Campeonato de Conferencia será en San Francisco contra unos motivados 49ers en lo que se espera que sea un duelo en el que las defensivas dicten el ritmo del partido.

En tan sólo dos partidos de postemporada Hakeem NIcks ha promediado 140 yardas por partido y la defensiva ya acumuló seis sacks.

Coincidencias clave

Aquí es donde entran los elementos que me hacen pensar que este equipo puede repetir la historia de 2007, algunas de estos datos me parecen clave para debatir los argumentos que algunos tienen en contra de este equipo.

Récord en Diciembre.
2007: 3-2. Las derrotas vinieron contra Washington y New England
2011: 3-2. Las derrotas fueron contra Green Bay y Washington

Es cierto que no es el mejor récord en la parte de la temporada en la que más importa, sin embargo hay que analizar las derrotas que tuvieron.

En 2007 perdieron contra Washington en la semana 15 que era un equipo de Playoffs y contra New England que en ese momento iban invictos en un juego muy cerrado, ambos partidos jugados en casa contra dos buenos equipos.

En 2011 pierden contra Green Bay, los campeones defensores, invictos hasta el momento en un partido muy cerrado y después contra Washington, de nuevo en la semana 15, ambos partidos jugados en casa.

Esto nos lleva a hablar de récord como visitante vs. récord como local.

Temporada regular 2007: 3-5 en casa y 7-1 como visitante
Playoffs 2007: 4-0 como visitante

Temporada regular 2011: 4-4 en casa y 5-3 como visitante
Playoffs 2011 hasta el momento: 1-0 en casa 1-0 como visitante.

Estos números lo que nos indican es que estamos viendo a un equipo que viaja muy bien, que puede manejar la presión de ser visitante, presionar al quarterback contrario y poner puntos en el marcador sin importar las circunstancias. El Candelstick Park puede ser un escenario hostil, pero nada que no puedan manejar o hayan enfrentado antes en el Lambeau Field o el Texas Stadium cuando existía.

Con este análisis ya no me queda duda de que este equipo puede repetir lo que logró hace cuatro años, ya que no sólo tienen coincidencias en áreas que me parecen clave, sino que tienen mejoras en los departamentos en los que dejaban que desear.

  • epsilonrequiem

    muy buena Nota.

Luis Obregón

Consumidor ávido de contenidos escritos, auditivos y visuales de los temas más diversos que después pone al servicio de la creación de materiales en distintas plataformas. Socio Fundador de Primero y Diez, donde es Editor del sitio y Productor de los espacios auditivos. Por haber tenido una niñez noventera, todavía hasta la fecha, es acérrimo aficionado de los Dallas Cowboys.


Publicaciones Relacionadas