Existe optimismo para la temporada 2011

“Habrá temporada 2011” es lo que el comisionado Roger Goodell dice de manera contínua al igual que muchos de los dueños y varios jugadores, aunque las negociaciones por el nuevo CBA colapsaron, la unión se disolvió y algunos jugadores estrellas, incluyendo al MVP Tom Brady solicitaron una medida cautelar para prevenir un bloqueo antes de la liga lo impusiera.

A pesar de las fuertes declaraciones de la semana pasada, nadie se atrevió a pintar un escenario en el que no hubiera football en septiembre, por el contrario, el presidente de los Chargers Dean Spanos dijo, “Saldremos de esta. Habrá un nuevo acuerdo y estamos buscando jugar football esta temporada.”

El presidente de los Bears Ted Phillips lo replicó diciendo “Se hará un trato y esperamos jugar football en 2011.”

¿Estarán en lo correcto? ¿Cómo llegarán a ello?

“No habrá negociaciones por un rato,” dijo Gary Roberts, decano de la Facultad de Leyes  de la Universidad de Indiana en Indianapolis. “Ambas partes esperarán a ver cómo resultan las maniobras legales.”

“Estamos en el punto en el que después de todas las negociaciones mediadas los jugadores piensan que pueden obtener un, mejor resultado si interponen una demanda que si continúan negociando en la mesa. Los dueños hubieran preferido continuar con las negociaciones porque sienten que esa era la mejor forma de maximizar su influencia. En última instancia sienten que llegado agosto o septiembre tendrán mayor influencia para conseguir un mejor trato.”

Hablar de agosto o septiembre no resulta muy motivante.

“Esta es una negociación de contrato colectivo clásica, con cada parte usando sus recursos tácticos para aumentar su influencia en la negociación. Al final de esto, antes de que se pierda la temporada, llegarán a un acuerdo.”

Por ahora los jugadores se reunirán en Marco Island, Fla. A partir del miércoles en un convención anual que se ha llevado a cabo principalmente en Maui en otros años, ahí fue donde DeMaurice Smith fue elegido sucesor de Gene Upshaw como Director Ejecutivo en 2009. Smith recibió la orden de mantener el status quo tanto como fuera posible debido a que los jugadores les gustaba el acuerdo al que habían llegado Upshaw y el entonces comisionado Paul Tagliabue en 2006.

En esa reunión diseñarán una estrategia para los siguientes meses,  esperando que la solicitud de medida cautelar interpuesta por Brady, Peyton Manning, Drew Brees y otros siete jugadores, incluyendo al linebacker de Texas A&M Von Miller detenga el bloqueo. Los jugadores también interpusieron una demanda por prácticas monopólicas en contra de la liga.

Si la solicitud fuera otorgada, la NFL se vería forzada a operar mientras un nuevo CBA se discute, sin embargo las reglas bajo las cuales se estaría operando son inciertas. Cuando la huelga de los jugadores falló en 1987 y la unión desertificó en 1989, la situación era similar. Y el éxito de los jugadores en los tribunales eventualmente terminó en un nuevo acuerdo laboral en 1993 que incluyó la agencia libre.

“Como veterano y un fan de toda la vida de el football profesional, he experimentado el negocio con incertidumbre de primera mano,” dijo el corredor y regresador de patadas de Seattle Leon Washington, quien llegó a un acuerdo con su equipo para un contrato de cuatro años hace dos semanas. “Lo siento por lo coaches y por los empleados de los estadios y todas las instalaciones, ya que sus vidas pueden ser afectadas… con todo esto dicho, estoy optimista en que se jugará football en 2011.”

Los dueños inician sus planes acostumbrados para la próxima temporada con su reunión anual en New Orleans comenzando el próximo domingo, sin embargo nada será normal este offseason.

De cualquier manera, escucharán del comité de competencia, el cual se ha estado reuniendo para discutir posibles cambios en las reglas, y recibirán reportes de una variedad de otros comités, incluyendo el comité laboral, quien falló en alcanzar un acuerdo con los jugadores.

Los dueños también trazarán su estrategia, sabiendo que los socios corporativos, de transmisiones y patrocinadores ya están haciendo planes para las inversiones que realizarán en el verano y otoño.

Las siguientes semanas los fans podrán entretenerse con el Draft, mientras que la parte de negocio de la liga estará centrada en una Core Disrital en Minneapolis, donde Brady y los otros jugadores interpusieron la demanda. Después de eso, con las decisiones de la corte que obliguen a algún movimiento, será tiempo de ponerse nervioso si no es que entrar en pánico.

“Definitivamente no veremos que se llegue a un acuerdo antes de que alguno de estos fallos de las cortes,” dijo Roberts. “Ninguna de las partes conoce sus riesgos hasta que la corte de un veredicto. En cuanto a cuándo las partes comenzarán a sentir presión para llegar a un acuerdo, de nuevo puedo predecir que no veremos uno antes de agosto o septiembre.”

Luis Obregón

Consumidor ávido de contenidos escritos, auditivos y visuales de los temas más diversos que después pone al servicio de la creación de materiales en distintas plataformas. Socio Fundador de Primero y Diez, donde es Editor del sitio y Productor de los espacios auditivos. Por haber tenido una niñez noventera, todavía hasta la fecha, es acérrimo aficionado de los Dallas Cowboys.